Necesario cambiar urbanización del Huajuco: experto

Roberto García Ortega, ex funcionario público, consideró que se debería acordar con desarrolladores que se hagan responsables sobre daños en vialidad, medio ambiente e incluso del impacto pluvial ...
Nadie ha medido las consecuencias de estos actos, dijo el urbanista.
Nadie ha medido las consecuencias de estos actos, dijo el urbanista. (Roberto Alanís/Archivo)

Monterrey

Sin medir las consecuencias y los costos al otorgar permisos en el Cañón del Huajuco, las autoridades municipales y los propios desarrolladores han actuado durante años con miopía, irresponsabilidad y una visión a corto plazo, culpó el urbanista Roberto García Ortega.

Con doctorado en urbanismo, el tres veces funcionario público en la materia en los gobiernos de Jorge Treviño, Sócrates Rizzo y Rodrigo Medina pidió la necesidad de replantear el desarrollo urbano del Huajuco como estaba antes cuando se prohibía la edificación de fraccionamientos de alta densidad.

"Lo más probable que haya ocurrido es la miopía e irresponsabilidad y la visión cortoplacista de autoridades municipales que ven por los intereses de su ciudad durante el periodo en que son responsables por ellas.

"(...) Se actuó y se ha actuado a lo largo de muchos años de manera un tanto irresponsable de parte de las autoridades y de parte de los desarrolladores y de la población en general que ha decidido vivir por allá, de alguna manera, se les ha sorprendido, donde no se miden las consecuencias de este tipo de decisiones", cuestionó.

El experto y actual miembro del Colegio de la Frontera Norte criticó que no sean los desarrolladores los que paguen los impactos negativos al momento de edificar un fraccionamiento o complejo comercial y de servicios en la zona.

"Así como en la Ley de Medio Ambiente que dice que el que contamina paga, en la Ley de Desarrollo Urbano debiera ser igual: el que impacta la vialidad paga; el que impacta el pluvial paga, y el que impacta el medio ambiente en cuestión de deforestación paga y no ocurre así.

"Se deja para que el vecino del terreno de al lado resuelva el pluvial y yo lo resuelvo estrictamente cuando lo llego a resolver en mi predio hasta donde llega mi limite de propiedad, que se haga la justicia en los bueyes del compadre de al lado, porque los de agua abajo van a pagar los platos de los que están haciendo arriba", dijo.

Agregó que hay insuficiencias en la ley y debería modificarse de nuevo los estatutos de Desarrollo Urbano para evitar la deforestación indiscriminada donde establecen los nuevos complejos habitacionales.

"Cuando me tocó ser funcionario de Desarrollo Urbano del estado en dos ocasiones, me tocó sacar adelante con un equipo técnico muy capaz el primer Plan Director de Desarrollo Urbano del área metropolitana de Monterrey con vigencia desde 1988 hasta el 2003 me parece, estaba vedado y prohibido el desarrollo urbano e indiscriminado del Cañón del Huajuco.

"Se mantenía como una zona de preservación ecológica con una ocupación muy limitada, de tipo suburbano, con desarrollos de muy baja densidad y la preservación de la recarga acuífera de regeneración del aire y de todo lo que le importa un cacahuate al gobernante que tiene una visión cortoplacista, se modificó el plan en el 97 y pasan a ser atribuciones municipales".

En el gobierno de Jorge Treviño, el urbanista fue uno de los encargados de sacar adelante el Primer Plan de Desarrollo Urbano 1988-2010 y derogado en el 2003, que aún sigue vigente y que fue aprobado durante la gestión de Fernando Canales Clariond.

El colapso vial y pluvial seguirá si no se replantea el desarrollo urbano de la zona y se modifican las leyes, consideró.

"Se forman aquellos embudos espantosos todos los días en la única vía de accesos más o menos digna que es la carretera Nacional que se convertirá en un bulevar y próximamente en un inmenso estacionamiento y ya está colapsado por los pluviales y accidentes que con frecuencia se producen por ahí", dijo.

A detalle

-El urbanista Roberto García Ortega explicó que existe la necesidad de replantear el desarrollo urbano en el Cañón del Huajuco y prohibir los fraccionamientos de alta densidad.

-El ex funcionario público dijo que las administraciones municipales anteriores han sido irresponsables y han tenido un manejo a corto plazo de los intereses de la ciudad.

-El miembro del Colegio de la Frontera Norte criticó que no sean los desarrolladores los que paguen por el impacto de la urbanización.

-Explicó que en el Plan de Desarrollo Urbano de 1988 a 2003 se tenía prohibido el desarrollo urbano indiscriminado en la zona del Cañón del Huajuco.