Confirman pena para siete atacantes del casino Royale

Queda plenamente acreditada su responsabilidad por el multihomicidio.
El hecho en el que murieron 52 personas ocurrió en agosto de 2011.
El hecho en el que murieron 52 personas ocurrió en agosto de 2011. (Raúl Palacios/Archivo)

Monterrey

A un año y 10 meses de que el juez primero penal dictó la primera sentencia en contra de los primeros siete detenidos por el ataque al casino Royale, los magistrados de una sala colegiada del Tribunal Superior de Justicia confirmaron la pena que les impuso a cada uno de ellos.

Los tres magistrados analizaron la apelación que hizo Julio Tadeo Berrones Ramírez, quien fue condenado a 100 años de prisión, porque tenía antecedentes penales por hechos delictivos que había cometido antes de participar en el homicidio de las 52 personas que murieron asfixiadas en el centro de apuestas.

Así como las de sus cómplices Juan Ángel Leal Flores, Luis Carrasco Espinosa, Jonathan Jair Reyna Gutiérrez, Jonathan Emmanuel Estrada Pérez, José Alfredo Grimaldo y Tomás Barbosa Sánchez, quienes recibieron una sentencia de 75 años de prisión por su participación en el multihomicidio.

Después de estudiar por 22 meses las diligencias que recabó el juzgador y los argumentos dados por dichos acusados, los funcionarios del Tribunal Superior de Justicia coincidieron en que había quedado plenamente acreditada su responsabilidad por los delitos de homicidio calificado y agrupación delictuosa.

Sólo 60 años

Aunque los magistrados confirmaron dichas penas, los siete sentenciados, quienes actualmente se encuentran presos en reclusorios de Nuevo León y de otros estados de la República Mexicana, sólo deben cumplir con los 60 años de prisión que establece como pena máxima el Código Penal vigente en el Estado.

Berrones Ramírez y sus coacusados fueron de los primeros 10 en ser detenidos por elementos del grupo de Homicidios de la Agencia Estatal de Investigaciones.

El 29 de noviembre del año pasado, el juez primero penal de Monterrey también dictó sentencia en contra de Javier Antonio Martínez Morales, otro de los primeros detenidos, a quien le impuso una pena de 127 años de prisión, de los cuales, sólo deberá purgar los 60 que establece el Código Penal.

Actualmente, esa resolución se encuentra en manos de los magistrados del Tribunal Superior que analizan la apelación que planteó Martínez Morales.

Los próximos en ser sentenciados son Gerardo de León Jiménez, apodado El Papas, Antonio Camacho Jaco, El Vogar; Saúl Becerra Reyes y Américo Orlando Soto Torres.

De León Jiménez y Camacho Jaco también formaban parte de la lista de los primeros 10 detenidos, mientras que los últimos dos mencionados fueron capturados meses después de los hechos y comenzaron a ser procesados en otro juzgado, pero luego su expediente se acumuló en el proceso criminal que inició dicho juzgador en octubre de 2011.

La única sentencia pendiente en el proceso que integra el juez primero de Monterrey es la de Jesús Rafael Tadeo Bautista, El Colitas, quien se encuentra recluido en el penal de máxima seguridad de Matamoros, Tamaulipas.