Restitución de magistrada, la orden a Congreso

La jueza del antes Tribunal de lo Contencioso Administrativo ganó el pleito legal tras no ser ratificada al cargo en 2012, debido a denuncias sobre resoluciones a favor de casinos, presentadas por ...
Los diputados tienen hasta mañana para dar respuesta a la determinación.
Los diputados tienen hasta mañana para dar respuesta a la determinación. (Leonel Rocha/Archivo)

Monterrey

Un Juez de Distrito en Materia Administrativa ordenó al Congreso del Estado la restitución de la ex Magistrada del Tribunal Contencioso Administrativo, Aurora Gámez Cantú, así como el pago de sus salarios caídos desde el año 2012. Sin embargo, los diputados se declararon sin facultades para cumplir con esta acción.

El escrito llegó este martes al Legislativo, en el cual el Juez Segundo de Distrito en Materia Administrativa en el Estado, Fernando Flores Monroy, dio plazo de tres días para recibir respuesta por parte de los diputados locales, plazo que se cumple mañana.

El Presidente de la Comisión de Justicia, Francisco Cienfuegos Martínez, citó ayer a sesión de la Comisión con carácter de urgente a fin de resolver el tema, luego de un análisis con el equipo jurídico del Legislativo.

El documento señalaba que los diputados locales no habían cumplido en su totalidad con la resolución del juzgador del 3 de octubre de este año, por lo que ordenaba la restitución de Aurora Gámez Cantú como magistrada del Tribunal de Justicia Administrativa, anteriormente llamado Tribunal Contencioso Administrativo.

Asimismo, se ordenaba a los diputados de la Comisión de Justicia el pago de los salarios caídos, desde que fue retirada de su cargo en 2012.

Los diputados locales se declararon sin facultades para poder cumplir con la resolución del juzgador, pues no pueden pagar los salarios caídos, y tampoco son autoridad para reinstalar en su ex cargo a Gámez Cantú.

"La Comisión de Justicia ha dictaminado que no tiene el Congreso la facultad para reinstalar, ni para remunerar todos los sueldos caídos, y es lo que le estamos dando la facultad al área jurídica del Congreso para que informe a la autoridad correspondiente, que nosotros no tenemos, dentro de la Ley Orgánica de este Poder Legislativo, las facultades para proceder como nos lo están señalando", explicó Cienfuegos Martínez.

"Vamos a estar atentos y colaborar siempre que nos lo requiera, en este caso nos hizo una solicitud, que conforme a nuestras facultades no podemos proceder porque no está dentro de nuestras atribuciones, pero siempre que tengamos que colaborar con esta autoridad o cualquier otra vamos a estar atentos de poder colaborar", añadió el legislador priista.

Todo comenzó en 2012, cuando el entonces alcalde de San Pedro Garza García, Mauricio Fernández Garza, cansado de cerrar casinos que luego eran reabiertos por el Tribunal Contencioso, llevó al Congreso del Estado una serie de reformas a la Ley de Justicia Administrativa que derivaron en la salida de Aurora Gámez, José Alfonso Solís Navarro y Juana María Treviño como magistrados.

Su propuesta refería que éstos duraran en su encargo 8 años, con posibilidad a ser ratificados un segundo periodo. Al aprobarse, el Congreso inició el análisis para definir si ratificarían a las dos magistradas, que ya habían cumplido 8 años en su puesto, definiéndose al final su destitución y el nombramiento de nuevos magistrados.

Gámez Cantú promovió un recurso de inconstitucionalidad y un amparo, por lo que el Juez Segundo de Distrito ordenó esta semana su restitución en el cargo.