“Un ranchero de Reynosa” que inició en FIME

El nuevo rector de la UANL fue alumno, maestro y directivo; desde los setenta está vinculado con su 'alma mater'.

Monterrey

Rogelio Garza Rivera comenzó como maestro y pasó por múltiples puestos antes de ser nombrado ayer como el titular de la Máxima Casa de Estudios.

El nuevo rector de la Universidad Autónoma de Nuevo León es ingeniero mecánico electricista, graduado de la Facultad de Ingeniería Mecánica y Eléctrica (FIME) de la UANL en 1974.

Desde entonces y hasta la fecha, se dedicó a la docencia en la Universidad.

Le apodan El Ranchero, apodo que él mismo se puso porque en sus tiempos de estudiante vestía camisa a cuadros y calzaba botas: "un ranchero de Reynosa", les decía a los que vestían a la moda con pantalones acampanados.

Además de impartir clases, en 1973 lo nombraron Jefe del Departamento de Dibujo. Tres años después ocupó el puesto de Jefe del Departamento de Deportes.

En 1978 fue el coordinador de Ciencias Básicas en la Máxima Casa de Estudios, cargo que ocupó hasta 1990.

A partir de ahí comenzó su trayectoria en el área administrativa en la misma Universidad. Además, fue nombrado Secretario Administrativo, cargo que ocupó entre los años 1990 y 1991.

Tiempo después regresó a las aulas como estudiante para realizar una Maestría en Enseñanza de las Ciencias con especialidad en Física, en la Facultad de Filosofía y Letras, la cual concluyó en 1999.

Posteriormente, regresó a la Facultad de Ingeniería Mecánica y Eléctrica (FIME) como subdirector de 1996 al 2002, y en tiempo después fue nombrado director.

Cuando concluyó su periodo pasó a ser director general del Centro de Innovación, Investigación y Desarrollo en Ingeniería y Tecnología, de 2008 a 2009.

Luego recibió el nombramiento como secretario de la Coordinación Regional (Zona 2) de la Academia de Ingeniería, de 2010 a la fecha.

Asimismo, desde el 2009 ha fungido como el Secretario General de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

Rogelio Garza Rivera es Doctor Honoris Causa por el Consejo Iberoamericano, distinción que le fue otorgada en 2004.