Juguetes tradicionales "resucitan" en negocios frente a la Basílica

Además de no necesitar pilas para funcionar y dar alegría a pequeños, estos son hechos en México, por manos de artesanos que trabajan la madera principalmente.
Son económicos y no contaminan.
Son económicos y no contaminan. (Guadalupe Sánchez)

Monterrey

El humor y el ingenio de la cultura mexicana también se representa en los juguetes tradicionales y artesanales, como el yoyo, el trompo, el balero, el atrapa novios y las marionetas.

 Aunque pasan las generaciones y poco a poco quedan rezagados, la sencillez y colorido que caracteriza a estos juguetes siempre llaman la atención de nuevas generaciones

Además de no necesitar pilas para funcionar y dar alegría a pequeños, estos son hechos en México, por manos de artesanos que trabajan la madera principalmente.

El motivo para adquirir esos juguetes lo explica Eduardo Monsiváis, quien cada año monta su puesto de venta de dulces regionales y artesanías frente a la Basílica de Guadalupe.

“Son mexicanos, son tradicionales son hechos aquí en México, estos son de Michoacán.

“Cada año los traemos desde allá, son tradicionales por las danzas, los matlachines y todo eso; son muy económicos, varían hay desde 30 a 50 pesos”, mencionó.

 Además de motivar la imaginación de los niños, no contaminan con las pilas que no necesitan para funcionar.