Agricultores experimentan con cultivos alternativos

Las nuevas opciones de siembra, como la soya, ofrecen oportunidades económicas más altas.

Monterrey

La baja del precio del maíz y sorgo ha orillado a los agricultores de Nuevo León a experimentar con cultivos alternativos como la soya, que podrían ser catalizadores de la economía del estado, de acuerdo a Ramón Villagómez Guerrero, titular de la Corporación para el Desarrollo Agropecuario de Nuevo León.

Villagómez Guerrero explicó que el precio de los granos característicos de la región como el maíz y el sorgo ha caído en los últimos años debido a la alta producción del mismo en países como Estados Unidos, sin embargo las nuevas opciones de siembra ofrecen oportunidades económicas más altas.

"Lo que han hecho es empezar a sembrar soya. A pesar de que en el primer año no se tuvieron los resultados deseados, en este año los agricultores están cosechando 3 toneladas por hectárea, que es lo deseado", comentó.

Y es que mientras la tonelada de sorgo tendría un precio de mil 800 pesos, el de soya ronda en los 6 mil.

"La soya anda arriba de 6 mil pesos la tonelada, con 3 estás hablando ya de 18 mil peso. En cambio, el sorgo anda en mil 800 la tonelada, lo que significa que necesitarías levantar 11 toneladas de sorgo para igualar la ganancia, cosa que nunca se va a lograr".

Aquellos agricultores, en su mayoría radicados en General Terán, que mostraron interés en implementar estos "cultivos alternativos" recibieron asesoría por parte de especialistas provenientes de Tamaulipas, explicó Villagómez Guerrero.

"Esto es algo que nosotros estamos haciendo en Nuevo León para luchar contra los bajos precios de estos productos, no hemos visto que se repita todavía en otros estados. El gobernador Rodrigo Medina nos ha apoyado mucho en esto y nos ha impulsado a que se consigan nuevas variedades", comentó el titular de la Corporación para el Desarrollo Agropecuario en el estado.

Señaló que actualmente el estado se está recuperando de la sequía que azotó a la región en temporadas pasadas.

"Tenemos en el sur del estado buenas noticias porque ha llovido por encima del promedio histórico, es donde más ha llovido en el Nuevo León. Podemos decir que nos estamos recuperando de la sequía aunque hay que considerar que huno un desplome de cantidades de cabeza de ganado y aunque ha llovido bien, no tenemos la misma producción porque hay menos... Lo que si tenemos es mayor producción de granos", consideró.

Apuntó que actualmente se está trabajando específicamente en el tema del agua con la modernización de los sistemas de riego en la región citrícola.