“¿Si compro una blusa dibujada a mano la uso o enmarco?”

Gabriela Fuentes, egresada de la UdeM, ha trasladado sus dibujos a prendas de vestir, bolsas y cerámica, y gracias a las redes sociales, su marca marca Gabi Fventes ha tenido mayor impacto.
También hace diseños en tazas.
También hace diseños en tazas. (Gustavo Mendoza Lemus)

San Pedro Garza García

Utilizar ropa y artículos de autor parece estar poniéndose de moda en el área metropolitana y se convierte en una oportunidad para mover el trabajo de diseño de los jóvenes creadores, y las oportunidades se incrementan con la difusión que otorgan las redes sociales.

Gabriela Fuentes, egresada de la UdeM, ha trasladado sus dibujos a prendas de vestir, bolsas y cerámica, y gracias a las redes sociales, su marca marca Gabi Fventes ha tenido mayor impacto.

"Siempre subía todo a redes sociales, en blogs, y ya cuando salió Facebook lo utilicé para subir mis trabajos y no tanto mi vida", comenta la artista plástica.

Su trabajo hecho a mano aparece en sudaderas, blusas, cojines, papel, bolsas, monederos, tazas para el té y más.

Esta dinámica la ha implementado desde sus días de estudiante, aunque en un comienzo había más de uno que cuestionaba los métodos para difundir su trabajo.

En el comprador también estaba el debate: "¿si compro una blusa dibujada a mano la uso o la enmarco?", se preguntaban.

Gusta de dibujar rostros femeninos así como animales, y al colocarlos en prendas de vestir, todas ellas van con su firma. Cuando se trata de bolsas o monederos, las piezas van seriadas en ediciones de 10 a 15 piezas.

"Me empezó a dejar de preocupar el encontrarle una definición, que si la camisa debería usarla o enmarcarla. Son especiales, son piezas únicas, son pintadas a mano, le doy la misma importancia a una taza que a una pintura comisionada", explica.

Su trabajo se exhibe en espacios como La Madriguera (Barrio Antiguo) o en la tienda de Marco; también está presente en dos galerías de la Ciudad de México, donde por cierto, el uso de prendas o artículos bajo el diseño de autor está más difundido.

Sin embargo, en San Pedro esta moda está ocupando un interés mayor para los compradores y abriendo un espacio más de difusión para los artistas.