Fuerza Civil hace huir a sicarios en Vallecillo

Los elementos estatales repelen ataque de cuatro sujetos que portaban armas de grueso calibre; los hechos ocurrieron a la altura de la brecha San Carlos.
Los uniformados mantienen un patrullaje continuo en los municipios que colindan con Tamaulipas.
Los uniformados mantienen un patrullaje continuo en los municipios que colindan con Tamaulipas. (Archivo)

Monterrey

Cuatro presuntos integrantes de un grupo delictivo se dieron a la fuga después de desatar una persecución tras atacar a balazos a elementos de la Fuerza Civil.

El incidente sucedió sobre la carretera a Sabinas Hidalgo, a la altura de la brecha San Carlos, en el municipio de Vallecillo.

Los sujetos armados huyeron entre la maleza, después de estrellar la camioneta que tripulaban contra un árbol y una cerca metálica.

El vehículo Silverado en color rojo, que no portaba placas de circulación, fue encontrado finalmente abandonado con la parte frontal destruida y diversos impactos de bala, sobre la carretera Sabinas-Parás, a la altura de la comunidad de El Álamo, en esta localidad rural.

Fue al interior del vehículo donde las autoridades localizaron dos armas de fuego M-16 calibre 223, así como una arma larga AK-47.

Junto con las armas aseguraron dos cargadores desabastecidos calibre 7.62, así como dos cascos balísticos verdes, dos chalecos antibalas, un iniciador para detonar explosivos, y dos granadas de fragmentación calibre 40.

Además de las armas, decomisaron estrellas poncha-llantas y encontraron tres casquillos percutidos calibre 7.62.

Junto al equipo táctico hallaron varios artículos como ropa y gorras con la letra 'Z' impresa.

Tras el ataque y persecución, una de las patrullas policiacas fue dañada tras recibir tres impactos de arma de fuego, sin embargo, ninguno de los uniformados sufrió alguna lesión.

Las autoridades presumen que los ocupantes de la camioneta podrían ser los sicarios que el pasado domingo 3 de mayo agredieron al personal de la corporación, donde perdió la vida uno de sus elementos.

Zona caliente

Los enfrentamientos contra presuntos integrantes de grupos delictivos con el de ayer suman ya tres en 30 días.

Fue el 3 de mayo, en los límites con Parás, cuando uno de los policías estatales fue abatido por gatilleros, una oficial fue retenida por los atacantes y otro más resultó herido.

En tanto, el 27 de mayo otra agresión que los uniformados repelieron se llevó a cabo en la carretera a Laredo en el entronque a Vallecillo. Los gatilleros lograron escapar por una brecha hacia el estado de Tamaulipas.