Datos para casas del 'Z42' fueron robados: afectados

Los familiares de Virginia Luna, de 72 años, de la colonia Valle Verde, explicaron que no saben como se obtuvieron sus datos, pues se enteraron de la compañía por los medios de comunicación.
Arturo Sanmiguel señaló que los datos pudieron haber sido tomados de un programa social federal.
Arturo Sanmiguel señaló que los datos pudieron haber sido tomados de un programa social federal. (Especial)

Monterrey

Pese a aparecer como socios de una empresa propietaria de al menos tres residencias en donde habitó Omar Treviño Morales, el Z42, familiares de Virginia Luna Aguilar aseguraron no tener conocimiento de esas viviendas ni de la empresa que las compró.

Arturo Sanmiguel, hijo de una de las supuestas socias de Desarrollo Comercial Lexir SA de CV, atribuyó que su madre aparezca en el acta constitutiva al robo o clonación de datos personales.

Incluso señaló que los datos de la mujer de 72 años podrían haber sido tomados de la base de datos del programa 70 y Más de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) federal, al cual su madre pertenece.

Virginia Luna Aguilar, quien aparece junto Irene Rodríguez Carvente, como accionistas de la empresa dueña de las tres residencias con valor de 36.4 millones de pesos donde vivió el capo, es hipertensa, pensionada y costurera y recibe mil 100 pesos bimestrales de Sedesol, según señaló su hijo.

"Ella ahorita está muy alterada, tiene hipertensión, es una persona mayor, ahorita está dormida", dijo su hijo al reportero.

Reiteró que los datos de la mujer fueron utilizados para la creación de la empresa, aunque nada tiene que ver con su familia.

"Es pensionada, toda la gente de aquí la conoce, y los de la otra cuadra también, hace costuras, de repente, ocasionalmente. Ahorita está dormida".

¿Ya supo de la información publicada?, se le cuestionó.

"Dice que la escuchó la noticia el martes, ella tiene 72 años, yo le he dicho que no ande dando firmas, no sé cómo... (creo que) de Sedesol".

¿Es algo que pudiera presumir por qué aparece su nombre en las empresas?

"Sí en 70 y Más, el programa, creo que es federal ¿no?, en el 2013 por ahí, tiene poco. Sí algo, así, pudo haber sido eso.

¿Crees que hayan robado los datos?

"Sí me sorprende, obviamente, la mala suerte que le tocó a mi mamá, nada que ver... Yo no le creí el martes en la madrugada me dijo muy alterada que escuchó la noticia, y le dije que no, le dije: 'Oyó mal', y le empecé a creer y ahorita estoy confirmándolo".

¿Es lo que ustedes pueden pensar?

"Sí era una ayuda (de Sedesol) de mil 100 pesos cada dos meses... No es (ayuda) a la gente del (programa) ´65 y más´, es el del (programa) 70 y más, eso es lo que yo sé.

¿Conoce a Irene Rodríguez, la otra accionista de la empresa?

"Es una señora y de vista la conoce, por aquel lado viven... también nada que ver".

¿Ya se hablaron entre ellas?

"No, esa es la sorpresa que tengo, de hecho, yo no le creí (a mi mamá), antier que me dijo, no le creí".

¿Cómo ves esta situación que está involucrando gente inocente?

"No, pues está muy mal, se le subió la presión, tiene hipertensión....

"Tiene azúcar".

MILENIO Monterey publicó que los dueños y socios de las residencias decomisadas al Z42 resultaron ser dos vecinas de la colonia Valle Verde: Luna Aguilar y Rodríguez
Carvente.

Ambas aparecen en otras empresas como Grupo Darrall, SA de CV, y Desarrollo y Servicios Praxi, SA de CV, fundadas en el 2013 en Santiago. Las dos nacieron en 1943, al igual que el comisario identificado como Rogelio Garza Martínez, los tres de 72 años.

Irene Rodríguez Carvente no fue localizada en la tienda donde vendía abarrotes en la calle Espátula, en el mismo sector de Valle Verde.