Varela y su lente a la comunidad desde Calzada Madero

El artista tuvo un estudio llamado Foto Selecta, que funcionó más de 70 años.

Monterrey

Desde su estudio, ubicado en la Calzada Madero, el fotógrafo Alberto Flores Varela atestiguó la transformación social y económica de Monterrey durante casi un siglo.

Si bien el trabajo de Varela (1906-2005) se conoce más por sus imágenes a las grandes empresas de la ciudad, son los retratos de la gente que llegaba a su estudio una radiografía que vale la pena estudiarse con mayor profundidad.

Óscar Montemayor, cineasta y estudioso del acervo Varela, refiere que los retratos de estudio tomados en Fotos Selecta (nombre del establecimiento de Varela) son un "documento muy importante" que debe ser analizado a detalle.

"La particularidad del estudio es el retrato, entonces tú puedes ir viendo en su acervo cómo va evolucionando la zona de la calle Madero a través de sus retratados, de quiénes iban en la década de los 30, de los 60, hasta el cierre de su estudio en 1996", opina Montemayor, quien fue coordinador del libro Alberto Flores Varela, esplendor del retrato de estudio.

Sin proponérselo, Flores Varela conformó un banco de imágenes retratando por igual a músicos y actores populares, a familias acomodadas y público en general que acudía a su estudio a tomarse una foto.

La ventaja es que Fotos Selecta estuvo funcionando poco más de 70 años. La Fototeca de Nuevo León tiene un acervo de 13 mil 866 piezas, con más de cuatro mil negativos.

Montemayor describe a don Alberto Flores como "un fotógrafo pulcro", preocupado por ofrecer una alta calidad en el producto final.

La Calzada Madero fue por muchos años el paseo tradicional de las familias regiomontanas, pero fue a partir de la década de los 60 cuando empezó a decaer. En las imágenes de Varela se puede percibir este cambio.

"Al principio ves a personas muy elegantes, de los 30 a los 60 se ven retratos muy familiares, pero en los 60 se empieza a romper eso, ves parejas de novios más relajadas y vestimentas más casuales. Ya empiezan a surgir familias distintas, madres con sus hijos y el padre ausente; ahí se representan los cambios sociológicos ocurridos en la ciudad, al menos en Madero".

Incluso, ya se está generando un documental sobre el aporte fotográfico de Alberto Flores, el cual se pretende estrenar para este año.

Un pequeño adelanto lo proyectará su realizador en la sesión del 21 de mayo con la plática "Alberto Flores Varela: fotógrafo de estudio", a realizarse en el auditorio del Museo de Historia Mexicana, en punto del mediodía.