Standard and Poor’s analiza calidad crediticia a Escobedo

Actualmente la administración del municipio tiene políticas de deuda más conservadoras, por lo cual, la calificación pasa de negativa a estable, sin embargo, se podría incurrir en más deuda.
César Cavazos, alcalde de Escobedo.
César Cavazos, alcalde de Escobedo. (Archivo)

Escobedo

La firma Standard and Poor’s informó que la actual administración del municipio de Escobedo tiene políticas de deuda más conservadoras, lo que ha permitido contener el crecimiento del gasto operativo, de ahí que la calificación crediticia ha pasado de negativa a estable.

La agencia calificadora considera que la perspectiva estable refleja de que el municipio alcanzaría en 2013 y 2014 superávits operativos cercanos a los 100 millones de pesos, o 10 por ciento de los ingresos operativos, y déficits después de gasto de inversión promedio, menores a 6 por ciento de los ingresos totales.

“No descartamos que el municipio contrate nuevos financiamientos, pero estimamos que en los próximos 18 meses el nivel de deuda y su servicio se mantendrían en niveles de 40 y 5 por ciento de sus ingresos discrecionales, respectivamente, de acuerdo con nuestras estimaciones”, indicó.

Standard and Poor’s confirmó la calificación de riesgo crediticio en escala nacional –CaVal- de largo plazo de ‘mxA-‘ del municipio de Escobedo, Nuevo León, lo que significa una revisión a la perspectiva a estable de negativa.

La revisión, indicó la agencia calificadora, refleja principalmente una política de deuda más conservadora, que aunado a la adecuada generación de flujos operativos, mitigan los riesgos de liquidez del municipio respecto a su servicio de deuda en los próximos meses.

También considera un mejor control de su gasto operativo observado al cierre de junio de este año, aunado a la actualización de los valores catastrales del municipio para el presente ejercicio fiscal.

En nuestra opinión, ambas medidas contribuirían a estabilizar su desempeño presupuestal en 2013 y 2014.

Entre las fortalezas del municipio de Escobedo se encuentran su economía dinámica que se benéfica de ser parte de la zona conurbada del municipio de Monterrey, y la ausencia de pasivos contingentes de importancia.

En un comunicado emitido por la agencia calificadora, señala que entre las debilidad de Escobedo están la limitada flexibilidad financiera, producto de un relativamente bajo nivel de ingresos propios, al igual que cierta vulnerabilidad de sus prácticas financieras durante los periodos de transición política y cambio de gobierno.

S&P refirió que la calificación podría presionarse a la baja, si en los próximos 18 meses sus superávits operativos fueran inferiores a 5 por ciento de sus ingresos y sus déficits, después de gasto de inversión, alcancen consistentemente 10 por ciento de sus ingresos totales.

En opinión de los analistas de S&P, este escenario elevaría el nivel de deuda por encima de 50 por ciento de los ingresos discrecionales e impactaría nuevamente en su posición de liquidez.

“Podríamos subir la calificación si el municipio mantuviera en 2013 y 2014 un desempeño presupuestal equilibrado, si logra incrementar su ingreso propio a niveles cercanos a 40 por ciento de los ingresos operativos y si su deuda mantuviera un comportamiento a la baja”, puntualizó.