Silvia González reta a quienes no creyeron en su testimonio

Tras las declaraciones que hizo sobre su ex esposo, Jaime Rodríguez Calderón, mucha gente la descalificó a través de redes sociales.
Explica su padecimiento.
Explica su padecimiento. (Especial)

Monterrey

Silvia Mirella González Martínez, quien hace algunas semanas declaró que Jaime Rodríguez mentía cuando negó haber golpeado a una mujer, retó a quienes duden de sus capacidades intelectuales, incluso al propio candidato, a que visiten a su neurólogo para que les explique la naturaleza de su enfermedad.

En el marco del Día Internacional contra la Esclerosis Múltiple, enfermedad que ella tiene desde hace varios años y la cual logró revertir con un fármaco de nueva generación, González Martínez señala que este padecimiento no afecta lo intelectual, sino la movilidad del cuerpo.

Tras las declaraciones que hizo sobre su ex esposo, mucha gente la descalificó a través de redes sociales y el propio Jaime Rodríguez dijo que su ex pareja declaraba eso porque "está enferma", con lo cual intentaron descalificarla en sus dichos.

"Yo no sé de nadie que me haya hecho una acusación de esas, pero son personas que no conocen bien esa enfermedad, cuando quieran les recomiendo a mi neurólogo para que los atienda; que Dios los perdone y que Dios los bendiga.

"No es lepra, no se contagia, hay gente que le da pena, yo lo he dicho abiertamente siempre, que me prueben mi capacidad, yo no tengo ningún problema en ese sentido", señaló la mujer que desató un movimiento feminista bajo el lema #YoTambiénSoySilvia.

Silvia detectó su enfermedad hace varios años, ya que vivía bajo estrés por sus ocupaciones.

"Era falta de movimiento yo lo sentía pero no se veía, nadie lo notaba, yo lo sentía, batallaba para caminar igual que con el otro pie; yo dije esto no es normal", expresó.

Llegó un momento en que no podía caminar bien y fue cuando la pensionaron porque no se sentía con la confianza de manejar, pero seguía trabajo con normalidad.

Aseguró que fue la primera paciente con esclerosis múltiple a quien aplicaron el medicamento ante notario hace cinco años.

El tratamiento llega a ser muy costoso, en su caso se aplica una inyección cada mes que absorbe su seguro de gastos médicos, pero si no contara con él, pagaría 56 mil pesos por cada ampoyeta.

Por ello en varias ocasiones ha tratado que el Presidente de México la escuche y otorgue los medicamentos para los pacientes con esclerosis múltiple, porque no están al alcance de todos ellos.