Secuestrador de empresario era amigo de la familia

Las autoridades capturaron a cuatro personas que participaron en el plagio de un empresario.

Monterrey

El hombre que planeó el secuestro de un empresario, rescatado el miércoles en la colonia Díaz Ordaz del municipio de San Nicolás, era amigo de la familia y aprovechó los detalles que sabía para cometer el delito.

El vocero de Seguridad del Estado, Jorge Domene Zambrano, informó que se logró la detención de cuatro personas que participaron en el secuestro, dos de ellos originarios de Michoacán.

Uno de los detenidos es Aurelio Gómez Garza, de 45 años de edad, abogado de profesión y residente de la colonia Jardines de Anáhuac, quien tenía tiempo de conocer a su víctima.

“Refirió que tuvo una relación de amistad con la familia del afectado y por eso sabía de las ubicaciones y  de la cantidad de dinero que pudiera tener esta persona y participó directamente en el secuestro”, reveló el funcionario.

Otro detenido es Aldo Salvador Moreno Hernández, de 44 años de edad, de oficio contador público, y originario del Distrito Federal. Él fungió presuntamente como mediador para el pago del rescate y vigiló a la víctima durante su cautiverio.

Los otros dos implicados son Luis Felipe y Esteban Adaya Bravo, de 42 y 33 años, respectivamente, desempleados y originarios de Michoacán, quienes se dedicaron también a la vigilancia del empresario.

Tres de los sujetos fueron interceptados en la avenida Gonzalitos en su cruce con Morones Prieto, donde se registró una persecución e intercambio de disparos y derivó en su captura. Ellos mismos llevaron al domicilio donde tuvieron por nueve días secuestrado al empresario.

“Afortunadamente, en este proceso no hubo la necesidad de un pago, se pudo rescatar antes de que se hubiera dado esta comisión”, refirió Domene.

En el operativo realizado por el Grupo Antisecuestros de la Procuraduría General de Justicia del estado de Nuevo León se aseguró también una subametralladora, una camioneta pick up y cinco celulares.

Los detenidos están arraigados para investigar su posible relación con otros delitos, mientras que se hizo un llamado a la comunidad a denunciar al 2020-4439 y 2020-4460 a quien los identifique como delincuentes.