Ritz-Carlton le apuesta al mercado de Nuevo León

Los representantes de la marca visitaron la ciudad para reunirse con clientes potenciales para ofrecer sus exclusivas residencias.
El complejo que está realizando la cadena estará listo en 2018.
El complejo que está realizando la cadena estará listo en 2018. (Especial)

Monterrey

El nuevo modelo residencial de Ritz-Carlton en Sunny Isles, Miami, busca captar la atención de los regiomontanos, especialmente aquellos de mayor nivel socioeconómico y poder adquisitivo.

Silvia López, de Ritz-Carlton explicó en entrevista con MILENIO Monterrey que representantes de la marca acudieron a Monterrey para reunirse con clientes potenciales para ofrecerles estas residencias, ubicadas en una de las zonas más exclusivas de Miami. Los precios de las mismas superan los 2 millones de dólares, sin embargo no sobran interesados en adquirir este tipo de residencias. Sobre todo después del despegue que ha tenido el destino Miami para los regiomontanos en los pasados años.

Las instalaciones estarán terminadas en el 2018, ya que la construcción arrancará en abril de este año. Y de acuerdo a López, la calidad, los servicios, el lujo y el diseño no difieren mucho de un hotel Ritz.

"No tiene el componente del hotel o el condo-hotel, más ofrece todos los servicios de un hotel. Concierge, restaurantes, spa, gimnasio, la ubicación también es muy deseada (Sunny Isles) que es el nuevo Dubai de Miami", explicó.

Actualmente han logrado vender ya más del 56 por ciento de las residencias disponibles, incluidas penthouses, y esperan que antes de que se inaugure el edificio ya se haya logrado una ocupación del 100 por ciento.

Sobre todo porque sus clientes son principalmente habitantes de Estados Unidos que viven en las zonas más frías del país; mismos habitantes de Miami que por su edad buscan un lugar más cómodo para vivir, y extranjeros.

Para los mexicanos por ejemplo, es una buena inversión obtener este tipo de residencias que además están valuadas en dólares, consideró López.

"Es más sólido. Y las tasas de interés están muy bajas, mucha gente aprovecha que se puede financiar, pedir una hipoteca con una tasa muy baja. Se le facilita la compra al extranjero. Nuestra marca atrae gente global: tenemos gente comprando de todo el mundo... Latinos, europeos, del medio oeste", detalló.

Según informó López, las residencias más baratas rondan los 2.5 millones de dólares. Pero pueden llegar a costar alrededor de 7 millones de dólares, y si se trata de un penthouse el precio aumenta a 19 millones hasta 25 millones de dólares, con una disponibilidad de 212 en la única torre.