Perdonan a agresores y quedan en libertad

A nivel nacional se aprobó la prisión hasta por 4 años por conflictos en estadios.
Los aficionados se abrazaron ante el procurador de Justicia.
Los aficionados se abrazaron ante el procurador de Justicia. (Especial)

Monterrey

Mientas a nivel Federal se aprobaron reformas a la Ley General de Cultura Física y Deporte, para sancionar hasta con cuatro años de prisión los actos de violencia en los estadios, en Nuevo León, el perdón de los aficionados felinos agredidos tras el Clásico 102, dejó en libertad a sus agresores.

Con un abrazo y un apretón de manos frente al procurador de Justicia, Adrián de la Garza Santos, Ricardo Calderas Guevara, Juan Carlos Pérez Morales y Miguel Ángel Garza Prieto; recibieron la indulgencia de parte de Cruz Cuitláhuac Alvizo Domínguez y de Manuel Avilés Alonso.

Los hechos ocurrieron el pasado 1 de febrero al término del encuentro deportivo en el Estadio Tecnológico.

De la Garza Santos informó en rueda de prensa que esos hechos y delitos están dentro del nuevo sistema penal acusatorio.

"Una vez hecho el proceso de conciliación entre las parte, los afectados estuvieron de acuerdo en otorgar su más amplio perdón".

Sin embargo, dijo, la autoridad tuvo excepciones, por lo que los implicados, tendrán la obligación de someterse a tratamiento psicológico, el cual será en 15 sesiones para que se rehabiliten por el tema de agresión y violencia.

"Durante ese tratamiento a no ingerir bebidas alcohólicas, a no presentarse en estadios o eventos deportivos multitudinarios; así como también a no consumir ningún tipo de sustancias psicoactivas".