PAN rompe quórum y evita cuestionamiento a alcaldesa sobre alza al predial

Diputados de Acción Nacional abandonaron el Congreso, por lo que se dio por terminada la sesión del día, antes de que Margarita justificara el aumento al impuesto.
La alcaldesa propone subir nuevamente los valores catastrales hasta 64 por ciento, con un promedio general de 8 %.
La alcaldesa propone subir nuevamente los valores catastrales hasta 64 por ciento, con un promedio general de 8 %. (Carlos A. Rangel)

Monterrey

A fin de evitar que la bancada del PRI solicitara un exhorto para exigir a la alcaldesa de Monterrey justifique al Congreso del Estado su solicitud para incrementar un 64 por ciento el impuesto predial, el grupo legislativo del PAN rompió el quórum y obligó a la conclusión de la sesión de este lunes.

El término de la sesión se acercaba, y tras una intervención del líder del PAN, Alfredo Rodríguez Dávila, desde la tribuna donde denunciaron irregularidades en Fomerrey, el turno ahora era para la fracción legislativa del PRI.

Sin embargo, antes de subir, el coordinador priista solicitó al presidente del Congreso, Francisco Cienfuegos ampliar la sesión a fin de exponer su tema: "Quiero solicitar a la asamblea que se extienda la sesión hasta el término del orden del día, para poder exponer el tema que tenemos que es de interés de los ciudadanos de Monterrey porque es del predial".

La petición fue secundada por Juan Antonio Rodríguez de Nueva Alianza, y por el líder del PRD, Eduardo Arguijo, que minutos antes había encabezado una rueda de prensa donde rechazaron cualquier incremento al impuesto predial.

Sin embargo, al momento de la votación, los diputados de Acción Nacional se abstuvieron de presionar cualquier botón de sus tableros, por lo que sus sufragios no quedaron registrados y los legisladores solo alcanzaron 20 votos.

Inmediatamente después, los legisladores del PAN comenzaron a abandonar el pleno uno a uno, para romper el quórum y posteriormente hizo lo propio el PRD, debido a que el PRI no alcanzaría los votos suficientes: "para qué me quedo si ustedes nada más son 18", dijo Arguijo, evidenciando la ausencia de un diputado priista y de Dolores Leal del Panal.

Tras esto, el líder de los panistas Alfredo Rodríguez Dávila volvió a ingresar ante los reclamos de los priistas, y solicitó al Presidente del Congreso verificar el quórum, pero para ese momento ya solamente quedaban 18 de los 42 legisladores, por lo que Francisco Cienfuegos tuvo que tocar la campana con su mano y dar por concluida la sesión, al no alcanzar el número necesario de diputados para continuarla, que es de 22.