Nuevo juicio contra ex socios del Fortuna

Jesús Andrés González González y Arturo Ignacio Cardona Calderón enfrentarán un segundo juicio como presuntos responsables del delito de falsificación de documentos, el cual es considerado como grave.
La resolución fue emitida por la onceava sala del Tribunal Superior de Justicia.
La resolución fue emitida por la onceava sala del Tribunal Superior de Justicia. (Archivo)

Monterrey

Dos de los tres a dos ex socios del casino Fortuna, que ya se encuentran recluidos en el penal de Cadereyta, fueron notificados de una segunda orden de aprehensión que les giró el magistrado de la onceava sala del Tribunal Superior de Justicia.

Jesús Andrés González González y Arturo Ignacio Cardona Calderón enfrentarán un segundo juicio como presuntos responsables del delito de falsificación de documentos, el cual es considerado como grave.

El magistrado de dicha sala giró la orden al revocar la negativa que había resuelto el juez primero penal de Monterrey.

Por lo que ahora dicho juzgador tendrá que desahogar el proceso criminal en contra de los acusados, a quienes se les atribuyó ese delito porque supuestamente falsificaron documentos para concederle poder a la empresa Doble Car.

Con esos documentos dicha negociación tenía autorización para administrar el local, donde está establecido el casino actualmente clausurado y el cual está ubicado en la avenida Fidel Velázquez.

Con la resolución del magistrado, Jesús Andrés y Arturo Ignacio acumularon una segunda causa criminal, pues desde septiembre de 2013 están recluidos en el Cereso de Cadereyta a disposición del juez segundo penal de Monterrey.

Dicho juez los procesa por el delito de despojo de inmueble junto con el abogado Pedro Arturo Cardona Calderón, quien de acuerdo a las investigaciones que realizó la Procuraduría de Justicia, no participó en la falsificación del documento en el que favorecieron a la empresa Doble Car.

En esa supuesta falsificación participó un tercer sujeto que hasta el momento se encuentra prófugo de la justicia.

Antes de que se les notificara el segundo ordenamiento, los tres acusados y su defensor particular promovieron un incidente de sobreseimiento de proceso del despojo de inmueble que se les sigue en el juzgado segundo.

Por lo que esperan que en los próximos días, dicho juzgador les resuelva esa petición.