En NL faltan maestros con una especialización asiática

Si bien la enseñanza de las lenguas asiáticas tiene una alta demanda entre jóvenes estudiantes de carreras relacionadas con las ingenierías, la demanda se supera.
Niños y jóvenes muestran interés por mangas o series televisivas.
Niños y jóvenes muestran interés por mangas o series televisivas. (Gustavo Mendoza Lemus)

Monterrey

Si bien la enseñanza de las lenguas asiáticas tiene una alta demanda entre jóvenes estudiantes de carreras relacionadas con las ingenierías, la demanda supera a la oferta debido a que faltan maestros certificados para su enseñanza.

El chino o mandarín, el japonés y el coreano se han vuelto una necesidad de estudio a raíz de que empresas de estas nacionalidades se han instalado en la entidad de una década a la fecha.

Carla Bonilla Zamora, coordinadora del Centro de Idiomas de la Universidad de Monterrey, expresa que de unos años para acá el panorama sobre la enseñanza de idiomas en la ciudad ha cambiado radicalmente.

Frente a esta realidad, no son suficientes los maestros certificados para la enseñanza de estos idiomas, principalmente del japonés y el coreano.

"Ha cambiado mucho (la enseñanza de lenguas extranjeras), a partir de las empresas que se han venido a incursionar en Monterrey. He visto y comprobado que hay muy pocos maestros que impartan estas lenguas".

En las principales instituciones educativas de la entidad existen planes de estudio que ofrecen la posibilidad de cursar una parte del ciclo en los países de origen, es decir, en China, Japón o Corea.

Sin embargo, los estudiantes buscan aprender estos idiomas para conocer la cultura de de la empresa donde laboran, si ésta proviene de algún país de oriente.

"Principalmente es por el lado de las ingenierías los que buscan aprender de un idioma asiático. También hay diferentes convenios para que ellos se vayan a estudiar a aquellos países y pues ellos están buscando tener las bases de esos idiomas", menciona.

Si bien se refiere que aprender estos idiomas es complicado, muchos niños y jóvenes se adentran a esta cultura gracias a la música, la lectura de mangas o viendo series de televisión.