Medina vincula carencia con los delitos patrimoniales

Contar con la cantidad adecuada de elementos de seguridad es el gran reto, aseguró el mandatario estatal. 

Hualahuises

El bajo ritmo en el crecimiento de las Policías Municipales va ligado con la alta incidencia del delito de robo a casa-habitación, estimó el gobernador Rodrigo Medina de la Cruz.

Cuestionado sobre el lento avance de la Policía de Monterrey, que en 11 meses creció apenas en 17 elementos, según la nómina que publica en internet, el mandatario relacionó este fenómeno con la permanencia de los delitos patrimoniales por lo que urgió a la administración de Margarita Arellanes a acelerar este proceso.

"Creo que es muy importante que las policías municipales por tratarse de una vigilancia local y de participación comunitaria puedan crecer en sus capacidades", expresó el mandatario.

El factor determinante, consideró, es la cantidad de elementos disponibles para vigilar de cerca las zonas habitacionales susceptibles a los robos.

"En este caso en el número de elementos para que haya una mayor vigilancia y este fenómeno del delito a casa-habitación pueda bajar, así es que ojalá y puedan ellos crecer y cumplir ese compromiso", dijo.

El mandatario expresó que es un gran reto tener la cantidad de elementos policiacos que se requieren para cubrir el territorio, principalmente el área metropolitana de Monterrey.

En cuanto a que el municipio de Monterrey no ha crecido en el número de elementos que se había esperado desde el inicio del trienio, el mandatario estatal opinó que deberá los esfuerzos deben redoblarse, y a la vez reforzarse la planta de policías por parte de los municipios para tener mayor vigilancia.

"Hay un gran reto para poder tener la cantidad de elementos que se requieren para cubrir el territorio, principalmente el área metropolitana de Monterrey y del municipio de Monterrey.

"Yo creo que es un reto importante que deberá redoblarse y reforzarse a efecto de que pudiera haber mucho mayor presencia", señaló el gobernador.

Por ejemplo, agregó Medina de la Cruz, se establece que han bajado los índices delictivos en últimos dos o tres meses, en un 12 ó 13 por ciento el del robo a casa-habitación.