Regios disfrutan de una obra muy colorida

La puesta en escena 'Los chicos de la banda' se reestrenó anoche con gran éxito en el Teatro Versalles.
La pieza teatral es muy entretenida de principio a fin.
La pieza teatral es muy entretenida de principio a fin. (Leonel Rocha)

Monterrey

El teatro Versalles se llenó de colores con la puesta en escena Los chicos de la Banda.

La exitosa obra teatral, original de Mart Crowley, cautivó a los presentes que disfrutaron de una historia llena de controversia.

El reloj marcó las 20:40, cuando se dio la tercera llamada, señal de que la obra se reestrenaría por cuarta ocasión en la ciudad.

La historia encabezada por Renán Moreno (Michael) y donde participa un gran reparto como Enrique Páez Rubio (Hank), Sergio Esquivel (Emory), Raúl Oviedo (Larry), Roberto Romero (Bernard), Luis Alberto García (Donald), Santiago Cepeda (Cowboy), Francisco Luna (Harold) y Roberto Alanís (Alán) tuvo muy buena aceptación por parte del público.

La trama se desenvuelve en Nueva York en un departamento muy acojedor de los años setenta.

LUCEN MUY 'AD HOC'

Los actores lucieron vestimenta 'ad hoc' a aquella época como los pantalones acampandos, el calzado de plataforma, las camisas estampadas, las patillas y sin faltar las mascadas.

Con toques de comicidad, música de los setenta, aunado a coreografías bien montadas, hicieron de la función algo muy especial.

Los chicos de la banda se basa en la película que lleva el mismo nombre y que se desenvuelve en una fiesta de cumpleaños donde asisten varios amigos homosexuales, que aprovechan para relacionarse y comentar sus vidas.

Harold, el cumpleañero no imagina que sus amigos gays les han preparado un festejo en el apartamento de Michael, con lo que inicia la trama.

El regalo de cumpleaños que hacen a Harold es un stripper, dado que se está haciendo mayor, y se merece revivir un buen momento de pasión.

REVELAN SUS VERDADEROS SENTIMIENTOS

Sin embargo, en la celebración se enturbiará cuando aparece Alán, un antiguo amigo de Michael, que comienza a hacer comentarios homofóbicos, pese a que todos saben que es homosexual.

Mientras tanto, Michael el anfitrión del festejo, propone un juego, que consiste en que todos los amigos deben superar 3 pruebas.

Este juego hará que los personajes se sinceren con sus vidas y traten de mirar al pasado de sus relaciones amorosas, para ver los errores y aciertos de cada uno.

Los Chicos de la Banda estarán en todos los jueves a las 20:30 en la sala 1 del Teatro Versalles.