Hombre asesinado ayer tenía antecedentes penales

Según las investigaciones, José Antonio González Ortiz, a quien apodaban “El Mocho”, quien tenía 43 años de edad, era presionado para que volviera a la senda del crimen, y como no quiso, fue ultimado.
Foto: Especial
Foto: Especial

Monterrey

La decisión de no volver a delinquir habría sido el motivo por el cual un ex presidiario fue asesinado la noche del lunes en el municipio de Juárez.

Según las investigaciones, José Antonio González Ortiz, a quien apodaban “El Mocho”, quien tenía 43 años de edad, era presionado para que volviera a la senda del crimen.

Ésa habría sido la causa por la cual fue balaceado en el cruce de las calles Pera y Lima, en la colonia Residencial Los Huertos, en el municipio de Juárez.

En un principio, los investigadores creyeron que la víctima era un distribuidor de droga, debido a que le encontraron cuatro envoltorios pequeños entre sus ropas, sin embargo, horas más tarde descartaron esa posibilidad.

Se estableció que González Ortiz tenía un año de haber abandonado el penal del Topo Chico, en donde fue procesado por delitos de portación prohibida de arma de fuego y robo de vehículos.

Al salir del centro penitenciario, se cree que González Ortiz dejó de delinquir, pero siguió siendo acosado por un grupo delincuencial para que continuara con sus actividades ilícitas.

Presumen que González Ortiz se negó a complacer a quienes pretendían volver a encausarlo en el delito y supuestamente su decisión le costó la vida.