Especialistas estiman se pueden revertir fallas en urbanización

Especialistas en el tema coincidieron en señalar que se vive un momento de oportunidad para recuperar el diseño de la ciudad, donde se le devuelva el sentido de comunidad.
Los expertos se reunieron durante el panel realizado en el Museo de Historia Mexicana.
Los expertos se reunieron durante el panel realizado en el Museo de Historia Mexicana. (Leonel Rocha)

Monterrey

Nuevo León se encuentra en un momento crucial para replantear sus políticas de planeación en desarrollo urbano, y sentar las bases que lo lleve a reparar los errores del pasado y las fallas que prevalecen en urbanización.

Especialistas en el tema coincidieron en señalar que se vive un momento de oportunidad para recuperar el diseño de la ciudad, donde se le devuelva el sentido de comunidad.

Consideraron que para lograrlo se requiere desde el diseño para todos los municipios de un manual para hacer banquetas, hasta el cómo articular 13 municipios que conforman la zona metropolitana de Monterrey, un área que se ha vuelto compleja para trabajar, convivir y comunicarse entre sí.

Juan Ignacio Barragán, Gabriel Todd, Juan Núñez, Federico Garza Santos y Jaime Ortiz, participaron en un panel sobre urbanismo organizado por la Academia Mexicana de Arquitectura.

“Aún cuando hay reglamentos municipales en el caso de las banquetas hay mucho descuido e incumplimientos es una especie de tierra de nadie”, indicó Gabriel Todd, de Implanc de Monterrey.

Jaime Ortiz Cervantes, consultor y catedrático del Tecnológico de Monterrey, dijo que Nuevo León tiene cinco retos en materia de planeación y construcción, cómo hacer que convivan los 13 municipios que integran el área metropolitana e impulsar mecanismos de gestión de obra pública fácil, transparente y eficaz.

“Hay grandes problemas de transporte público, alta densidad poblacional y la ausencia de reglas claras para construir y lo más importante revalorar nuestras ciudades para dar cabida a la convivencia”, indicó.

Juan Núñez, de Orange Investments, mencionó que es lamentable que se haya perdido ese sentido de comunidad. Las empresas desarrolladoras hoy en día tienen que promover la ecología o la movilidad sino estarán fuera del mercado.

El constructor Federico Garza Santos dijo que mientras se sigan haciendo planes parciales en función del uso de suelo los intereses económicos y particulares difícilmente van a dejar de operar a la comunidad y a la democratización del urbanismo.