Empresas regias presentan buen panorama para 2014

Las empresas que presentarán los mayores crecimiento destacan: FEMSA, Alpek, Liverpool, ICH, entre otras, señalaron analistas de Monex, casa de bolsa.
Alfa opera en zonas europeas.
Alfa opera en zonas europeas. (Carlos Rangel)

Monterrey

Analistas estiman que las 10 empresas de mayor "peso" en el Índice de Precios y Cotizaciones de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) tendrán un crecimiento en EBITDA de 7.4 por ciento en promedio para el 2014.

Las empresas que presentarán los mayores crecimiento destacan: FEMSA, Alpek, Liverpool, ICH, entre otras, señalaron analistas de Monex, casa de bolsa.

Indicaron que luego de un difícil 2013, el desempeño del mercado para el próximo año dependerá mucho de la recuperación de la economía mexicana, así como de la preferencia de los flujos internacionales por países emergentes, ambos factores dependientes de la evolución de la economía de Estados Unidos y del grado de retiro de estímulos económicos en aquel país.

Carlos González, analista de Monex, dijo que para el próximo año, el desempeño de México dependerá de dos factores claves: el desarrollo de la economía norteamericana y del apetito de los inversionistas por mercados emergentes.

Comentó que esperan que Europa comience a "salir" de la recesión el próximo año, y si bien es cierto que su crecimiento continuará siendo frágil ayudará al ya no restarle crecimiento global.

Añadió que empresas como Cemex, Alfa, Amx y Mexchem que tienen operaciones en esa zona se verían beneficiadas al iniciar su recuperación.

El analista mencionó que el 2013 se caracterizó por un optimismo centrado en el buen "momento mexicano", pero que fue degradándose en el transcurso del año, resultado de un débil crecimiento económico, ante el estancamiento de la economía de Estados Unidos y el bajo dinamismo económico interno, una reforma fiscal de menor alcance respecto a lo estimado. Pero, destacó que a nivel de mercado emergente, los inversionistas internacionales siguen prefiriendo México dada la estabilidad económica, los buenos fundamentales y las finanzas públicas sanas.

Dijo que la reforma fiscal resultó menos amplia en su alcance y menos agresiva en cuanto al incremento de la base de contribuyentes, ésta deberá traer consigo un mayor gasto gubernamental –principalmente en infraestructura- a fin de compensar el menor consumo al inicio del próximo año.