Ejecutan orden de aprehensión a ex policía por desapariciones

Otro hombre, que se encuentra recluido en el Cereso de Cadereyta, también es considerado responsable del plagio de tres personas, entre ellos un ex Policía Federal y "Vaquero Galáctico".

Monterrey

La Procuraduría de Justicia ejecutó orden de aprehensión en contra de un segundo ex policía de la Regia y un sujeto que está preso en el Cereso de Cadereyta, por su supuesta participación en la desaparición de tres hombres, entre ellos, un ex elemento de la Policía Federal y "el Vaquero Galáctico".

Los acusados por esa triple desaparición ocurrida el 25 de febrero del 2009 son el ex policía , José Isabel Santiago de la Cruz, alías "La Chavela", y Jorge Ismael Castro Hernández, apodado "El Sapo" o "El Apá", quien desde hace meses está a disposición de otros jueces por diversos delitos.

Ahora, le notificaron la orden que les giró el juez quinto de Monterrey como presuntos culpables de la desaparición del ex elemento federal Andrés Batres Sánchez, de Gustavo Castañeda Fuentes, y Melchor Flores Martínez, "El Vaquero Galáctico".

Por esos hechos, ambos, son considerados presuntos culpables de privación ilegal de la libertad en su carácter de secuestro.

Pero, "El Sapo" también es procesado por delincuencia organizada y el ex policía por delitos cometidos contra el sistema de justicia.

"La Chavela" fue capturado el pasado 20 de septiembre por los elementos de la Agencia Estatal del grupo de Investigaciones de personas desaparecidas.

Los dos fueron delatados por el también ex policía Dante Damián Ramírez Martínez, quien fue detenido en julio del 2011 y luego sentenciado.

"El Sapo" aceptó ante el fiscal su participación y confirmó que fueron varios ex policías, quienes les entregaron a los tres plagiados en un taller mecánico de la colonia Moderna, donde con ayuda de "El Tori" y "El Billy" los torturaron.

Agregó que luego los trasladaron a una pensión de tráileres de Cadereyta por órdenes de "El Toño" líder del grupo criminal en el estado, quien les disparó y ordenó que incinerara los cuerpos.