Director del Canal 28 deja el cargo tras presunto robo

Luis Yermak Torres Valera, titular de la Dirección de Radio y Televisión de Nuevo León (RTV NL), fue señalado por sustraer el refrigerador de una escenografía.
Luis Yermak Torres argumentó motivos personales.
Luis Yermak Torres argumentó motivos personales. (Raúl Palacios | Archivo)

Monterrey

El Gobierno del Estado anunció una baja más de la administración, al aceptar la renuncia de Luis Yermak Torres Valera, titular de la Dirección de Radio y Televisión de Nuevo León (RTV NL).

Manuel González Flores, secretario general de Gobierno, fue quien confirmó la renuncia de Torres Valera; sin embargo, no aclaró cuáles fueron los motivos.

Al ser abordado vía WhatsApp, el funcionario estatal sólo se limitó a contestar que la salida de Luis Torres era un hecho, y que fue porque así convenía a los intereses del ahora ex director de RTV NL.

Ya con anterioridad se había dado a conocer que, presuntamente, Torres Valera había sustraído un refrigerador –parte de la escenografía de la cadena de Gobierno– para utilizarlo en su casa, lo cual habría influido en su decisión.

Previo a la renuncia, el domingo pasado, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón dijo que investigarían la presunta anomalía, y de comprobarse que efectivamente hubo un ilícito, éste sería corrido de la administración.

Acto seguido, aseguró que todo aquel servidor público que haga las cosas mal no tiene cabida en su administración.

"Todo aquel que en el Gobierno haga las cosas mal hechas, se va del Gobierno, punto; es decir, yo voy a investigar, le he pedido a Manuel González (que) chequemos bien eso, y si es cierto, Yermak se va; pero si no es cierto, voy a decir cómo fueron las cosas", declaró el mandatario estatal.

"Nadie en el Gobierno puede tomar nada que sea propiedad del Gobierno, así sea una pluma; es decir, vamos a tomar decisiones en todos los casos", apuntó.

Ésta es una baja polémica más para la administración de Jaime Rodríguez Calderón, ya que con anterioridad Rogelio Benavides Pintos pidió también su renuncia a la Subsecretaría de Administración, tras ser cuestionado por la adquisición de cobijas al triple de su valor en el mercado.

Además, se dio la renuncia de Miguel Treviño de Hoyos como jefe de la Oficina del Gobernador, por presuntamente emigrar a otros proyectos personales.