Desalojan hospital por supuesto riesgo en estructura

El director del nosocomio alegó que él llamó a la Dirección de Protección Civil de Monterrey y que no existen daños en las columnas de la obra.

Monterrey.-

Alrededor de 50 personas del hospital La Misión en la colonia Sertoma en Monterrey fueron desalojados luego de que personal del área de Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología (Sedue) alegaron tener una orden de suspensión provisional por el riesgo en la estructura del edificio.

Esta situación se dio porque se encontró una laguna en el estacionamiento del sótano, la cual surgió por un venero, que brotó después de las lluvias del mes pasado.

A decir del personal médico, Policías de Monterrey ingresaron al nosocomio y les exigieron se retiraran del lugar, irrumpiendo arbitrariamente en los mismos consultorios, donde los médicos atendían a pacientes.

Personal de la Sedue, a cargo de José Luis Domínguez, arribaron a la avenida Hospital, número 112, y después de desalojar a pacientes, personal médico y administrativo, colocaron los sellos de suspensión provisional ante el agua acumulada en el sótano del edificio.

El director general de nosocomio, Antonio Villarreal Bremer, manifestó que es una estrategia de chantaje por parte del municipio, ya que él mismo solicitó la intervención de Protección Civil de Monterrey, quienes señalaron que el edificio no corre riesgos.

“Esta injusticia en un hospital sólo indica corrupción de las mismas autoridades, pues el edificio no corre ningún riesgo”.

“Incluso yo me encargué de construir el hospital, sabía que existía el venero y hasta el momento no ha fallado ninguna columna de las que colocamos”.

El incremento en el agua del venero se ha dado desde los últimos escurrimientos provocados por Ingrid, aunque personal del nosocomio se ha encargado de extraer el agua hacia la calle.

Se buscó una entrevista con el titular de la Sedue, sin embargo manifestó que no tenía autorización para dar declaraciones.

En el sitio estuvieron presentes autoridades municipales de la Policía y Protección Civil, así como elementos de Fuerza Civil.

Varios pacientes que tenían citas programadas para esta tarde se quedaron sin ser atendidos.