Debió hacerse una notificación oficial, advierte especialista

Los afectados que mantenían el proceso legal debían estar alertas de los resolutivos que pudieran generarse
Durante los últimos dos meses se logró acceder a los pagos.
Durante los últimos dos meses se logró acceder a los pagos. (Archivo)

Monterrey.-

El pago a los deudores de Unión de Crédito de Monterrey debió haberse notificado mediante un edicto publicado en medios impresos, señaló el asesor financiero y contable Raúl Montemayor.

El especialista financiero afirmó que si bien es un requisito, también existe la obligación del represente de hacer conocimiento de los resolutivos a sus representados.

Montemayor dijo que por lo regular la gente no lee los edictos en los diarios y es por ello que cuando se forma parte de un proceso mercantil es necesario estar atento a los movimientos que se van dando.

La información se ha dado de boca en boca ¿pudieran estar incurriendo en alguna falla?

“Debían haber publicado un edicto, pero la gente también puede ir a solicitar información a su representante elegido de entre los mismos afectados o también acudir a revisar el caso con el síndico del concurso”, dijo.

Dijo que la notificación debe ser personal, vía su representante o también se puede utilizar la figura del edicto.

El asesor contable explicó que en el concurso mercantil se ponen a remate todos los bienes de deudor, y lo que se obtenga es lo que se reparte entre los acreedores.

Los bienes se subastan al mejor postor, estableciéndose un precio mínimo de inicio, y son vendidos a quienes hagan la mejor oferta.

Explicó que la entrega de los recursos se realiza proporcionalmente al tamaño de la deuda de los acreedores, “depende de cuánto haya tenido ahorrada cada persona afectada es lo que te toca en la retribución.

“El porcentaje que se obtuvo entre la venta de los activos se dividirá entre todos los acreedores de la firma”, insiste el asesor financiero.

Agregó que los recursos que no sean cobrados en su momento se repartirán entre los que están al pendiente de los resolutivos.

Montemayor dio a conocer que los procesos de quiebra y concurso mercantil suelen ser muy largos, y los procesos pueden llegar a desalentar a los acreedores, sin embargo, es “hasta cierto punto normal” que duren tanto tiempo.

El procedimiento da por terminado una vez que se rematan todos los bienes y se reparte entre los interesados el producto de esta venta.

PUEDEN COBRAR HEREDEROS

Cuando el fraude a la Unión de Crédito de Monterrey se dio a conocer en 2006, salió a la luz que la gran mayoría de los perjudicados eran personas mayores, y muchos de ellos habían depositado sus liquidaciones o pensiones laborales.

Una gran parte de estas personas han fallecido a lo largo de estos años, sin embargo, sus legítimos herederos tendrían la oportunidad de cobrar este pago pendiente.

“Se necesita mostrar que son herederos legítimos de las personas que eran titulares del documento, tiene que existir un proceso de sucesión, a esos se les liquidarían estas cantidades.

“El otro procedimiento sería revisar si se trata de los beneficiarios directos de la cuenta en cuestión”, dijo.