Contrato colectivo quedará listo este mes, asegura Ugo

El alcalde del municipio de San Pedro dijo que se está contemplando beneficiar a los empleados que se encuentran sindicalizados, que son casi un 50 por ciento.
El alcalde dijo que aún falta afinar detalles.
El alcalde dijo que aún falta afinar detalles. (Carlos A. Rangel)

San Pedro Garza García

El contrato colectivo para el 2014 que ha desatado controversia en el Sindicato de Burócratas de San Pedro, deberá quedar listo para el 21 de enero, y sólo contemplará acciones que no comprometan las finanzas municipales, aseguró el alcalde Ugo Ruiz.

Será la próxima semana cuando se afinen los detalles de las modificaciones que se realizarán, contemplando la exigencia de la organización encabezada por Rafael Reyes Montemayor.

"Estamos en los mejores términos con el sindicato y con su dirigente Don Rafa Reyes, pues durante diciembre y los primeros días de enero se ha estado avanzado en esto de la propuesta del contrato colectivo. Lo debemos estar firmando por ahí del día 21 o 22 de este mes y yo creo que para la próxima semana debemos de tenerlo ya completamente afinado.

"En la medida de lo posible y sin comprometer presupuesto y futuras administraciones, este es el marco en que nos estamos moviendo y ese es el margen de acción que tenemos para poder dar la mejor de las conclusiones", enfatizó Ugo Ruiz.

El edil explicó que se está considerando porque se necesita contraprestar mejor a los empleados municipales y no se trata de un tema en el que se está cediendo a las presiones del sindicato.

"Queremos que se reditúe de la mejor manera para los trabajadores y de esta manera estar destinando los mejores beneficios para esto.

"También hay sus beneficios en prestaciones que el municipio debe de procurar, siempre seguir motivando o alentando para tener la mejor de las relaciones y el mejor clima laboral".

Agregó que se está contemplando beneficiar a cerca de la mitad de los empleados municipales, que son los que tienen la afiliación sindical.

"Es un tema también de justicia, prácticamente el 50 por ciento de los trabajadores municipales son sindicalizados".

Este contrato se da después de que el Presupuesto de Egresos municipales contempla el mayor gasto en la administración, en la cual se incluye la nómina.

Así también después de que la Auditoría Superior del Estado cuestionó un fideicomiso de pensiones con el 19 por ciento de la nómina base de los trabajadores sindicalizados que se tornó durante la gestión del ex alcalde Mauricio Fernández y se revocó en el Cabildo –ya en el mando de Ruiz- por ser insostenible.

La ASE cuestionó estos recursos entregados al sindicato por encontrarle diferentes anomalías y no tener una justificación por los dirigentes para que el municipio los otorgara.