Continúa búsqueda de sujetos que plagiaron a ingeniero en zona sur

Pobladores de San José de Arriba señalaron que durante los últimos días era frecuente el paso de personas y vehículos sospechosos en aquella área.
La finca que usaron los delincuentes es de difícil acceso.
La finca que usaron los delincuentes es de difícil acceso. (Agustín Martínez)

Santiago

La Procuraduría de Justicia busca a los hombres que secuestraron al ingeniero en sistemas que, el martes en la noche, fue rescatado por policías del municipio de Santiago que atendían un reporte de personas armadas en una quinta abandonada.

Aunque, aparentemente fueron por lo menos cuatro delincuentes los que privaron de la libertad al profesionista de 39 años de edad, trascendió que los uniformados municipales sorprendieron a sólo a un sujeto que lo cuidaba, pero escapó.

En tanto, pobladores de San José de Arriba señalaron que durante los últimos días era frecuente el paso de personas y vehículos sospechosos en aquella área.

Sin embargo, no sabían de incidentes violentos, o si algunos de los inmuebles campestres de aquella zona eran utilizados como guaridas o casas de seguridad.

El sitio donde el profesionista estuvo privado de la libertad durante casi un día se localiza en la parte alta de una loma, a donde rara vez se desplazan los habitantes de San José.

El ingeniero en Sistemas, de 39 años de edad, fue privado de la libertad el pasado lunes 18 de mayo en el sur de Monterrey, específicamente en el estacionamiento de un centro comercial ubicado en la colonia Florida.

Trascendió que la víctima fue amagada con armas de fuego y llevada de inmediato hasta una quinta campestre, desde donde los plagiarios contactaron a los familiares.

Tras el secuestro, que sucedió sobre la avenida Eugenio Garza Sada casi a la altura de la calle Pedro Martínez, el afectado fue trasladado en su propia camioneta hasta un sitio de difícil acceso.

Se trata de un lugar prácticamente inhóspito, ubicado en el sur del municipio de Santiago, específicamente en la sierra que corresponde a la comunidad de San José de Arriba.

Dicha congregación se ubica a aproximadamente cinco kilómetros de la carretera Nacional, entre los sectores de El Cercado y El Álamo.

Al mediodía del jueves, este medio informativo efectuó recorridos por esa zona, pero no se detectaron patrullajes ni presencia permanente de autoridades.

Acerca del inmueble donde estuvo secuestrado el ingeniero, los pobladores dijeron que tiene más de cinco años en el abandono.