Confían no afecte retirada de la PFP

En los próximos días redefinirán esquema de operativos en carretera.
El hotel que ocupaban ya no luce las unidades federales.
El hotel que ocupaban ya no luce las unidades federales. (Carlos Rangel)

Hualahuises

Rodrigo Medina afirmó ayer que los 270 elementos federales que fueron sacados de Nuevo León para apoyar la alerta de inseguridad en Michoacán deberán ser cubierta por la autoridad federal y Fuerza Civil.

"Pues habrá que preguntarle a la Policía Federal, si ellos lo van a suplir o no, nosotros vamos a seguir con los elementos que tenemos y como ustedes saben estamos todas las semanas creciendo en número de elementos en Fuerza Civil.

"Nosotros vamos a seguir trabajando al máximo de nuestras capacidades para que esta retirada de elementos que se va para Michoacán se sienta lo menos posible y nosotros podamos suplir esa presencia", señaló el gobernador.

Durante una gira de trabajo por Linares y Hualahuises, el mandatario estatal señaló que el hueco deberá ser cubierto por el grupo de coordinación entre las diferentes autoridades.

"Tenemos una mejor distribución y presencia, sabemos y entendemos que hay una problemática extraordinaria en el estado de Michoacán y, bueno, hay que apoyar al resto del país.

"Sin embargo, será nuestra responsabilidad o más bien del grupo de coordinación el que no obstante esta retirada de elementos tengamos que estar ahí presentes de alguna manera, cubrir el espacio y que no se presenten actos delictivos en las carreteras", expresó Medina de la Cruz.

El gobernador señaló que hay que poner atención en los caminos y carreteras, por lo que grupo de coordinación deberá extender mejor su logística para que junto con las autoridades estatales, Policía Federal, Ejército Mexicano y Marina, puedan cubrir todo el territorio.

Durante su gira de trabajo por Linares y Hualahuises de este jueves recibió peticiones de los alcaldes para reforzar la seguridad en la zona citrícola.

"Se han dado unos hechos que ustedes conocen y que hemos resuelto y por supuesto que aunque no haya una petición expresa de los presidentes municipales, nosotros estamos presentes".

Este jueves MILENIO Monterrey publicó que poco más de 250 elementos de la Policía Federal Preventiva que permanecían hospedados en un hotel del centro de Monterrey fueron enviados a Michoacán, para apoyar en la crisis de seguridad que atraviesa aquella entidad por la presencia de grupos del crimen organizado y los de autodefensa.