Canaco pide a alcaldes metropolitanos controlar a comerciantes informales

Julio César Cantú, presidente de la cámara, afirmó que la reforma fiscal alienta a estos negocios.
Acusaron que los negocios de la calle impiden el paso de la gente.
Acusaron que los negocios de la calle impiden el paso de la gente. (Raúl Palacios/Archivo)

Monterrey

Representantes de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Monterrey (Canaco) hicieron un llamado a los alcaldes del área metropolitana de Monterrey para que controlen y metan en cintura a los puesteros que han proliferado en la zona, invadiendo las banquetas y obstruyéndolas para el paso del peatón.

Julio César Cantú Flores, presidente de la agrupación, dijo que de por sí la reforma fiscal alienta la informalidad, pues si a esto se le suma lo laxo de las autoridades municipales quienes deben de expedir permisos para que se instale la gente en lugares accesibles, pero no en las banquetas.

En conferencia de prensa, el presidente de la Canaco en Monterrey hizo un llamado a los alcaldes del área metropolitana para que tomen medidas contra la proliferación de los establecimientos de comercio informal, pues el número de éstos se ha incrementado.

Dijo que Canaco realizó una encuesta en mayo de este año, la cual arrojó en el primer cuadro de la ciudad (dentro del perímetro de las avenidas Colón, Félix U. Gómez, Constitución y Venustiano Carranza), detectaron unos mil 843 puestos informales, sin embargo, en el mes de diciembre esta cifra se disparó a 2 mil 880 establecimientos.

"Ha crecido enormemente el sector informal, lo cual perjudica considerablemente al comercio formal de Monterrey.

"Yo les pido respetuosamente a las autoridades que lo controlen que expidan permisos para que se instalen en lugares apropiados pero no en las banquetas y obviamente que paguen impuestos, porque esto sólo muestra que se está alentando al comercio informal", indicó el dirigente de Canaco.

Consideró que no se trata de rentar las banquetas, dado que éstas son para el peatón, insistió en que no es posible que estén en las banquetas y menos aún sin pagar impuestos.

"No es justo que a unos metros haya un comercio establecido y pague impuestos y con una competencia desleal, no se debe de tolerar; porque ellos venden productos de contrabando en muchos de los casos, en ningún país sucede esto y en México ha proliferado", expresó Cantú Flores.

Señaló que si bien es cierto que este no es un problema exclusivo de Monterrey y su área metropolitana sino de todo el país, así que se debe ya de controlar.

Ni las calles ni las banquetas son para el comercio, son para transitar vehículos y peatones, dijo.

Subrayó que si el 60 por ciento del comercio, el cual es informal, se cambiara a la formalidad el país sería otro.

Esperan repunte de ventas

A pesar de que 2014 fue un año difícil, el comercio organizado de Nuevo León estima que en esta temporada decembrina se registre un incremento de entre 1.5 y 2.2 por ciento en las ventas, en relación con el año pasado.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio de Monterrey (Canaco), dijo que diciembre es uno de los meses que presenta la mayor actividad debido las festividades propias de la temporada, por lo que previó una derrama económica por 28 mil millones de pesos durante el periodo del 6 de diciembre de 2014 al 6 de enero de 2015.

Asimismo, precisó que los sectores que se verán más beneficiados en sus ventas durante esta época son las tiendas departamentales, tiendas de autoservicio, tiendas de conveniencia, jugueterías, establecimientos de materiales para la construcción y todos los negocios relacionados a la venta de artículos para el mantenimiento del
hogar.

En cifras

-De acuerdo a la Canaco, una encuesta aplicada en mayo de este año reveló que en el centro había mil 843 comerciantes informales y en este mes, afirman, la cifra llegó a dos mil 880.

-Julio César Cantú Flores, presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Monterrey, dijo que el problema de la informalidad es nacional y se debe controlar.

-El representante de la Canaco pidió a las autoridades municipales que expidan permisos para que los vendedores se instalen en lugares más apropiados y que paguen impuestos.