Cabildo de Monterrey aprueba alza a predial

Con esto se enviará una petición al Congreso del Estado, para modificar los valores del impuesto en al menos 350 mil viviendas regiomontanas.
Archivo Milenio

Monterrey

El Cabildo de Monterrey aprobó hoy un alza al predial, por lo que enviará un documento al Congreso del Estado con esta petición.

Con dicha aprobación, el Ayuntamiento regiomontano se convirtió en el segundo municipio en solicitar al Congreso del Estado la renovación de sus valores de catastro.

La alcaldesa Margarita Arellanes explicó que el esquema que realizará la Tesorería para garantizar el etiquetado de los recursos, se deberá presentar en noviembre al Cabildo municipal.

Fuentes de la Tesorería municipal informaron que serían unas 350 mil viviendas a las que se les actualizarían estos valores y sólo 78 mil estarían exentas del alza.

Añadieron que en veinte de estos casos resultarían más afectados, pues sus propiedades tendrían un aumento que va desde un 51 hasta un 64 por ciento.

Además, al menos 14 mil edificaciones experimentarían entre 41 y 50 por ciento de incremento.

Otros 36 mil inmuebles irían del 31 al 40 por ciento reportarían alza en este mismo aspecto, en tanto que cerca de 105 mil propiedades sufrirían aumento, pero entre 21 a 30 por ciento.

Asimismo, aproximadamente una 125 mil tendrían incremento entre 11 a 20, y finalmente, la propuesta refiere que en el caso de otras 27 mil propiedades, subiría entre uno y 10 por ciento.

[b]Pretenden incrementar recaudación[/b]

El municipio de Monterrey espera incrementar la recaudación del impuesto predial en 90 millones de pesos, esto ya contando el rezago de contribuyentes, que de lo contrario podría sumar los 135 millones de pesos.

Lo anterior, debido a que sólo el 63 por ciento de los contribuyentes realiza el pago, mientras que el 37 por ciento que resta no lo hace.

Esto se dio a conocer durante la sesión extraordinaria de Cabildo donde se votó la propuesta de actualización de los valores catastrales de la construcción, lo cual entrará en vigor en 2014 e impactará a los propietarios de cerca de 350 mil propiedades.

Se explicó que se creará un esquema para asegurar que estos recursos sean destinados a infraestructura pública y a seguridad, y no al gasto corriente o a la deuda municipal

Regidores de oposición señalaron que la actualización es necesaria pero que a la vez se debe implementar un plan de austeridad para que el municipio tenga una reducción en gastos.

El dictamen fue aprobado por mayoría, sólo con la abstención de los regidores Asael Sepúlveda del PT y Eustacio Balero del PRD.