Auditoría exhibe desorden en desarrollo urbano de SP

Cecilia Ortiz, secretaria de Desarrollo Sustentable sampetrina, indica que las problemáticas generaron un rezago de 2,274 expedientes.

San Pedro Garza García

Una auditoría realizada por el municipio de San Pedro Garza García a la Secretaría de Desarrollo Sustentable reveló un desorden derivado de inconformidad de personal y errores en los procedimientos que generaron un rezago de 2 mil 274 expedientes, y la salida de su titular, Enrique Ávila.

Cecilia Ortiz, nueva secretaria de Desarrollo Sustentable, comentó que tomará el cargo por un plazo de seis meses para ordenar la dependencia, y en mayo el alcalde Ugo Ruiz nombrará a un especialista en la materia.

Dijo que el estudio realizado reveló que los expedientes tardan hasta un año en salir, cuando el plazo no debiera ser mayor a un mes, en parte debido a que falta personal, y como ejemplo citó que en la Dirección de Control Urbano debiera haber 32 empleados, cuando hay apenas 21.

"Hicimos una auditoría, esto fue lo que encontramos: falla de comunicación interna, muchos conflictos laborales, problemas entre los mismos el jefe, no hablaba, con los subordinados, no había un reconocimiento de la gente, este fue uno de los puntos que más brincaba en la situación que está viviendo la Secretaría.

"Falla en comunicación externa: al ciudadano no le dicen cuáles son el total de los requisitos para hacer un trámite, entonces llegaban ellos con su papelería y les dicen que siempre no, es otra la que necesitas y cosas así, entonces eso está causando un problema. El actual reglamento propicia un cuello de botella, hay muchas cosas que el nuevo reglamento permite. Aquí en San Pedro para poder hacer una barda tienes que pedir permiso, para modificar tu ventana, tienes que venir a pedir permiso, entonces eso también está causando mucha burocracia", comentó.

Además en la dependencia hay una interpretación imprecisa de la Ley de Desarrollo Urbano, explicó, ya que en su artículo 359, donde se señala que el interesado en un trámite en la dependencia sólo debe presentar un documento para que comience a correr el tiempo para su trámite, y por consecuencia al municipio le complica, ya que no puede dar respuesta por no tener información completa y a su vez provoca que muchos recurran al amparo.

Expresó que detectaron también fallas en los métodos, ya que no hay una estandarización, y por consecuencia cada quien trabaja por costumbre o como le fueron diciendo. Adicional a ello hay deficiencias en equipamiento.

Inconformidades en cuanto a los ingresos de los empleados y falta de personal, son otras fallas encontradas.

Otro aspecto negativo es que la dependencia no recauda recursos, debido al rezago de expedientes no hay ingresos para el municipio.

"Si la gente no tiene automóviles, computadoras cámaras, odómetros, si no tiene su herramienta de trabajo, ¿cómo le puedes exigir? Es algo que también detectamos como deficiencia en la Secretaría. Recurso humano: Hay gente que antes ha estado, que no se le ha despedido, pero se le quita de coordinador, se le da un puesto menor, no se le puede bajar el sueldo, sigue ganando lo mismo, y viene otra gente y le aumentas el sueldo al otro que es nuevo, que hace menos chamba que el otro, y eso causa conflictos internos porque la gente no está a gusto".

El control de archivo está en una oficina diferente a donde se ubica la secretaría y ello complica también los procesos.

La auditoría incluyó la participación de la Dirección de Recursos Humanos, que aplicó encuestas a los más de 90 empleados, para saber de sus inconformidades.

REZAGO COSTARÁ MILLONES

Cecilia Ortiz comentó que planean en los seis meses que esté al frente de la dependencia sacar adelante los expedientes rezagados, que son 2 mil 274, de los cuales mil 140 son de la Dirección Jurídica y mil 134 en la Dirección de Control Urbano.

Anunció que contratarán 32 personas que se dedicarán a partir de la última semana de noviembre exclusivamente a sacar adelante el rezago y tendrán un contrato que vencerá en mayo, además de 11 que se quedarán de planta.

De manera adicional adquirirán diferente equipamiento, lo que en total generará una inversión de 8 millones 042 mil pesos.

Las razones

La salida del hoy ex secretario de Desarrollo Sustentable de San Pedro, Enrique Ávila, vino de una auditoría que realizaron al área, donde surgieron múltiples fallas por una operación desordenada.

Según la nueva responsable de la secretaría, esto incluye mal manejo administrativo y de personal, así como fallas en la metodología de trabajo que no permitía avanzar apropiadamente.

Esto habría derivado en un rezago de dos mil 274 expedientes de trámites particulares, que hasta la fecha no han podido ser resueltos, sin contar desorden en nómina.