“Lo importante es blindar a la mujer y devolverle seguridad”

Los centros de Alternativas Pacíficas cumplen 20 años de ayudar a las mujeres; su modelo ha sido replicado en 24 estados de la República, donde se brinda atención a las víctimas de agresiones y a ...
A la fecha hay 44 centros en el país, indicó Leal.
A la fecha hay 44 centros en el país, indicó Leal. (Especial)

Monterrey

A veinte años de que nació la idea de crear un espacio para dar protección a las mujeres víctimas de violencia, Alternativas Pacificas se ha convertido en un modelo que ha sido repetido en otros estados de la República Mexicana, actualmente existen 44 refugios en 24 entidades, donde se han apoyado a 91 mil 256 personas, 8 mil 169 en refugios que son mujeres y niños y 83 mil 90 en oficinas desde mediados de los noventa.

Alicia Leal, Fundadora del primero de estos centros en Nuevo León explica cómo surgió el proyecto.

¿Cómo nace Alternativas Pacificas?

Nace en 1995 al momento de estar trabajando en el Centro de Victima de Delitos empiezo a ver mujeres y niños en la sala de espera y me preguntaba qué van hacer con ellas cómo las van a proteger. Al momento de estar haciendo la investigación otras tres personas se interesan en hacer esta tesis conjunta y mientras más la íbamos haciendo, más inquietas estábamos porque veíamos la gravedad de este problema silenciado, no pasaba, no era un delito, las mujeres no tenían un espacio a dónde acudir; podían ir a un hospital, pero no para encontrar servicios interdisciplinarios, entonces fue con Eva Garza de Fernández, con Margarita Lobo, fue también con Olga García Narro que empezamos hacer esta investigación y al terminarla y presentamos la tesis Eva, Margarita y yo decidimos que podíamos hacer un intento.

¿Se enfrentaron a muchos obstáculos?

Logramos gestionar una pequeña casa que era como una oficina en la Matamoros que nos dio en comodato Don Benjamín Reyes Retana y montamos una oficina, y al mismo tiempo con Asociación Gilberto logramos un comodato de un espacio que no estaban ocupando en las afueras de Monterrey.

¿Cuál es el apoyo que brindan a las mujeres?

Cuando llega cualquier mujer le preguntamos si está lastimada, si ya comió, a veces llevan toda la noche deambulando, inmediatamente entra la abogada, la trabajadora social y la psicóloga empiezan armar un paquete de servicios para ella, se analiza el grado de riesgo en que está ella, el grado de peligrosidad del agresor, porque aprendimos que todos los agresores son peligrosos pero algunos son más y tenemos que medir exactamente lo que podamos.

Lo más importante para nosotras es blindar a la mujer, darle servicios para que ella pueda restablecer su seguridad, su poder principal y tomar decisiones, se les ofrecer los servicios de refugio pueden estar desde un día hasta tres meses.

¿Cómo se multiplicó este modelo?

En 1999 convocamos a una reunión a personas gobiernos que estuvieran interesados en atender el tema hicimos la primera reunión en junio y llegaron tres esposas de gobernadores de los estados de Oaxaca, Guanajuato y Saltillo y otras cinco personas de organizaciones civiles y decidimos unirnos como una red informal y empezamos a compartir que hacia cada quien. De 1999 al 2004, le dimos personalidad jurídica, Alternativas Pacificas conmigo al frente y yo fui directora ejecutiva, coordinaba también la Red Nacional de refugios, que en el 2004 tomó personalidad jurídica para recibir donativos y continúa actualmente dirigida por Wendy Figueroa.