Ingreso de 1,500 militares no garantiza seguridad en Gto

José Luis Loera Aguilar, director de la asociación Casa de Refugiados dijo que los cuerpos policiacos municipales y los órganos judiciales deberían de encargarse de la seguridad en Guanajuato. 

León, Gto.

El ingreso de mil 500 policías militares a Guanajuato no garantiza el orden o la seguridad, pues son los cuerpos policiacos municipales y órganos judiciales los que deberían encargarse de ello, dijo el director de la asociación Casa de Refugiados, José Luis Loera Aguilar.

"Es muy dudoso pensar que el Ejército va a tener esa capacidad de respuesta a los problemas de la sociedad. Son otros los órganos que tienen que cumplir con sus funciones y habría que pensar como ciudadanía que si esos órganos de gobierno no están respondiendo a las obligaciones con la ciudadanía, habría que repensar la participación ciudadana", dijo.

TE RECOMENDAMOS: Llegaron solo 1,500 de la Policía Militar 

Refirió que Guanajuato, como en cualquier entidad donde haya niveles de violencia, impunidad y no acceso a la justicia es my probable que haya problemas de desplazamientos internos, es decir, que sus ciudadanos busquen refugió en otros estados e incluso países.

"Cómo una amenaza es algo que se vive en cualquier entidad donde haya niveles de violencia, donde haya que este acompañada de impunidad, de no acceso a la justicia son escenarios fértiles y si esas son las condiciones que se están dando en Guanajuato como es la que se vive en muchas partes del país, es de temer que sí se estén generando condiciones favorables para el desplazamiento interno", expuso.

José Luis Loera Aguilar, es representante de la asociación civil mexicana Casa de Refugiados, cuyo propósito es la defensa de los derechos humanos de personas en movimiento, solicitantes de asilo, víctimas de desplazamiento forzado y migración.

TE RECOMENDAMOS: A Guanajuato aún le falta policías municipales: Alvar 

El activista asistió a una conferencia a la Universidad Iberoamericana donde expuso a estudiantes y docentes, su experiencia y la ejecución del programa "Construyendo la Paz en un camino de Refugio", donde destacó que hoy en día la violencia ha sido factor de desplazamientos internos en México.