“Paracaidistas” invaden 2 mil casas solas en Gómez

La mayoría fueron abandonadas ante la imposibilidad de los acreditados del Infonavit para cubrir los pagos bimestrales, dijo el director del Instituto Municipal de la Vivienda.

Gómez Palacio

En el municipio de Gómez Palacio, poco más de dos mil viviendas que se encontraban deshabitadas y vandalizadas fueron invadidas por los llamados “paracaidistas”, familias que en busca de un techo donde residir se dejan llevar por las promesas de líderes que a cambio de cuotas semanales les ofrecen posesionarse de una casa-habitación para obtener la propiedad con medidas de presión hacia las entidades de gobierno, representando con ello, un grave problema de certidumbre jurídica tanto para los dueños como para los posesionarios.

El Director del Instituto Municipal de la Vivienda, Juan Moreno, señaló que aunque es elevado el número de casas habitación en invasión, es bajo el número de viviendas que buscan ser rescatadas por sus dueños, pues la mayoría de estas fincas fueron abandonadas ante la imposibilidad de los acreditados del Infonavit para cubrir los pagos bimestrales.

“Hay cerca de dos mil casas invadidas que pertenecen a acreditados del Infonavit o al instituto, de ahí que estamos tratando de negociar una solución para el problema, sin embargo, dependerá de la normatividad del instituto que se dé entrada al programa de reasignación firmado con el municipio para evitar que estas fincas que han sido vandalizadas se conviertan en focos de inseguridad”, apuntó.

Dijo que en las oficinas a su cargo se ha recibido la visita de ciudadanos que buscan el apoyo del municipio para recuperar sus viviendas.

“Sí hay diferentes casos de gente que busca recuperar sus casas, hay quienes han solicitado al Infonavit que se les dé una oportunidad para continuar con el pago de sus créditos de vivienda, de ahí que estamos tratando de gestionar ante el instituto el pago de la morosidad del crédito en parcialidades y que se les asigne una mensualidad económica que las personas que se han quedado sin empleo puedan cubrir”, enfatizó.

Incluso señaló el funcionario municipal, han colaborado como intermediarios entre los dueños de las viviendas y los posesionarios para la recuperación de las casas invadidas, “La idea es negociar con estas familias para que a través de un estudio socioeconómico a las familias posesionarias que requieren de una vivienda, se les pueda ayudar con la reubicación a otra vivienda, en ningún momento estaremos apoyando la invasión ilegal de viviendas”, aseveró.

Cabe señalar que durante los últimos tres años, en el municipio de Gómez Palacio se ha agudizado el problema de la invasión de casas abandonadas, a tal grado que en el municipio se tiene un registro de al menos dos mil viviendas en situación de habitación irregular en 23 colonias de interés social.

Los sectores habitacionales donde se enfrentan una grave problemática de invasión de casas son las colonias ubicadas al norte de Gómez Palacio como Miravalle, San Antonio, San Alberto, Chapala, Torremolinos y los fraccionamientos de reciente creación.

200 CASOS HAN SIDO DENUNCIADOS: VICEFISCALÍA

Durante los últimos años más de 200 casos de invasión de vivienda han sido denunciados de manera formal en la Vicefiscalía de Justicia en La Laguna de Durango, donde a través de un proceso se logran liberar por un juez las órdenes de desalojo e incluso se han liberando órdenes de aprehensión, ya que quienes se posesionan de manera irregular están cometiendo el delito de Despojo y este se castiga con cárcel.

El Vicefiscal en La Laguna, Gerardo Salazar Mejorado, indicó que las denuncias que se reciben son integradas por el Agente del Ministerio Público y consignadas ante el juzgado penal para que se emita la orden de desalojo con el apoyo de la fuerza pública, a fin de que los dueños puedan recuperar a cabalidad los derechos sobre sus propiedades, haciendo cumplir las garantías que les ofrece la escritura pública del inmueble.

Para contrarrestar esta práctica en que han incurrido algunos líderes de colonias y de asociaciones civiles, durante la pasada administración de Gómez Palacio, se realizó una intensa campaña de volanteo casa por casa y reuniones vecinales para aclarar a los ciudadanos que la invasión de viviendas ajenas es un delito y que corrían el riesgo de ir a la cárcel sin obtener la propiedad de dicho inmueble.

Incluso, actualmente en dependencias como el Instituto Municipal de la Vivienda, en la Dirección de Gobernación y en Participación Ciudadana, se brinda la orientación a los dueños de las viviendas para que acudan al Ministerio Público a denunciar por despojo cuando alguna familia ya está en posesión de la vivienda, o cuando se percatan de que están abriendo las casa les recomiendan marcar al teléfono de emergencia 066 ya que en flagrancia la Policía Militar y la Policía Estatal Acreditable puede proceder a la detención en base al bando de policía por forzar la cerradura pues de lo contrario deberá seguirse un proceso jurídico.