PGJE entrega libros robados

Los 95 mil ejemplares sutraídos de las bodegas de la secretaría de educación, equivalen a 45 toneladas de papel y son ejemplares de reserva para cualquier eventualidad como el clima.

Saltillo

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) liberó los 95 mil libros de texto de distintos grados de educación primaria, que se aseguraron luego de ser extraídos ilegalmente de las bodegas de la Secretaría de Educación, informó su titular, José María Fraustro Siller.

“Desde el día de hoy la Procuraduría nos informó que podemos hacerlos llegar a cualquier escuela si fuera necesario”, señaló.

Dijo que tras la denuncia que se presentó, la PGJE citó a comparecer a varios servidores públicos involucrados con el resguardo, salida y distribución de los libros.

“Hicimos la denuncia correspondiente ante el Ministerio Público y son los que están citando a toda la gente, nosotros no presumimos nada hasta no estar seguros de las investigaciones, “nosotros preferimos hacer una denuncia como tal, para que se investigue a fondo y no prejuzgar hasta no tener los resultados”.

Una línea de investigación que siguen las autoridades es que los libros fueron sacados de la bodega oficial con el propósito de venderlos a una planta recicladora de papel. Fraustro Siller dijo que si fuera el caso, los 95 mil libros equivaldrían a unos 45 mil kilogramos de papel.

En las bodegas hay otros 91 mil libros que se pudieron haber sacado de manera indebida si las autoridades no actuaban con oportunidad para detener el saqueo.

Informó que los ejemplares forman parte de la reserva que la Secretaría debe tener para reponerlos ante distintas eventualidades, especialmente desastres naturales por cuestiones climáticas.

“Se están haciendo los arqueos en los almacenes, se está revisando a detalle esa situación, lo único que se es que había 91 mil libros en las bodegas y 95 mil fuera. Muchos de los libros son de los que se dedican para atender situaciones de fenómenos climatológicos, como ocurrió en Piedras Negras o en la Laguna, que se tiene que recuperar los libros”, indicó.