Con 3 mil 45 casos de dengue, Jalisco es séptimo lugar nacional

Este año, la Secretaría de Salud ha notificado contagios en 60 municipios del estado. 

Guadalajara

Con un total de 3 mil 45 casos de dengue confirmados en Jalisco durante este 2013, la entidad se coloca en séptimo lugar de contagios a nivel nacional, tras haberse mantenido en doceavo sitio la mayor parte del año, confirmó el director general de Salud Pública de la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ), Jorge Blackaller Ayala.

“A nivel nacional tenemos 59 mil 702 casos. Jalisco ocupa el séptimo lugar... los estados con más casos son Veracruz en primer lugar, Tabasco, Tamaulipas, Nuevo León, Morelos y Chiapas”, refirió en conferencia de prensa. 

Ayer, el directivo dio a conocer 105 nuevos contagios de dengue (74 clásicos y 31 hemorrágicos) que fueron notificados en la semana epidemiológica 50 (del 8 al 14 de diciembre) y que elevan el acumulado de enfermos a los 3 mil 45 citados.

“Continuamos teniendo, aunque bien a la baja, casos en Puerto Vallarta y en la ciudad de Guadalajara; en Cihuatlán, en La Huerta, en Ocotlán, y el resto son de uno en uno por decirlo así. Son pocos casos en otros municipios; pero lo principales siguen siendo Puerto Vallarta, la ZMG, Tequila, Ocotlán, Cihuatlán, La Huerta y Amatitán”, dijo. 

Blackaller Ayala mencionó que hasta el 14 de diciembre la dependencia ha reportado enfermos por dengue en 60 municipios de los 125 que conforman el estado. Y a la misma fecha se han confirmado dos decesos a causa de esta infección viral, mientras que seis más están en espera de confirmación.

Por otra parte, Jalisco acumula este 2013 un total de 176 casos de influenza, con uno solo enfermo reportado en la semana epidemiológica 51 (del 14 al 21 de diciembre). Sin embargo, se contabilizan nueve decesos confirmados, por lo que el funcionario invitó a la población a seguir las medidas preventivas, como son vacunación, no exponerse a cambios bruscos de temperatura, no automedicarse, no acudir a lugares con alta concentración de personas, cubrirse la boca al toser o estornudar y a mantener higiene de manos.