“Ni la ZMG ni León necesitan El Zapotillo”

Edificar grandes infraestructuras es un asunto de negocios para megaempresas y de miopía desarrollista, sostienen especialistas hispanos.
Según los parámetros internacionales, cada persona consume 50 litros diarios para sus necesidades.
Según los parámetros internacionales, cada persona consume 50 litros diarios para sus necesidades. (Especial)

Guadalajara

Esta argumentación parte de una evidencia aritmética sencilla: una ciudad con 4.4 millones de habitantes que reciben en este momento más de 800 mil metros cúbicos de agua al día, puede duplicar su población y no padecer escasez.

A partir de esa premisa, los expertos españoles Joan Martínez Alier y Pedro Arrojo Agudo construyen una teoría sobre cómo en algunas naciones del orbe –México de forma notoria- se mantiene la vieja mitología desarrollista de que crear infraestructura con represas, acueductos y tubos, permite el acceso al primer mundo, a la economía vigorosa, al pleno empleo y finalmente, se hace una aportación decisiva para llegar anhelado al top planetario de la calidad de vida.

Mitología costosa, soportada en negocios multimillonarios legitimados por lo que estos expertos llaman “la tecnocracia hidráulica”.

Vale la pena detallarlo: los parámetros internacionales establecen un consumo de 50 litros diarios por persona para sus necesidades de beber, cocinar, higiene personal y limpieza del hogar (Organización Mundial de la Salud); pero si se asumen los consumos de la economía, un promedio de 100 L por persona se considera razonable.

La Zona Metropolitana de Guadalajara consume 9,600 litros por segundo de agua, 829,400 m3 al día y unos 303 millones de m3 al año, según las estadísticas oficiales. Si cada uno de sus pobladores se limitara al consumo de 100 litros diarios, una población de 8.3 millones de personas podría ser sostenida. El promedio real es de 188.5 litros por habitante –si se considera que hay aproximadamente 4.4 millones de moradores en esta urbe-, consumo que incluye problema de pérdidas y de robo de la red de distribución. “¿No es esto un problema de gestión de la demanda, y no de mayor oferta?”, se preguntaba ayer el catalán Martínez Alier.

- Los hombres del agua en México señalan que sus críticas son otra forma de imperialismo, porque ustedes represaron sus ríos y los contaminaron, como precio de su éxito económico y ahora viene a dar lecciones a las antiguas colonias…

- Curioso que lo digan, porque mientras defienden los negocios de empresas transnacionales, españolas para ser específicos, como Abengoa y La FCC […] hacen en México negocios que ya no pueden hacer en Europa, donde la gestión integral del agua es una obligación, impuesta también desde hace tiempo en los mismos Estados Unidos...

Molinos de viento

Lo han dicho tantas veces, que se han ganado la enemistad del sector oficial mexicano. Arrojo Agudo y Martínez Alier critican que para resolver problemas de gestión se responda aumentando la oferta y no resolviendo primero el problema doméstico de fugas de agua y de dineros.

“Los economistas usamos el termino externalidades cuando algo negativo no está recogido en los precios del mercado, y acá una externalidad es cuando sale un grupo local a informar todo esto y a formar redes locales o nacionales, buscando influir […] la presa El Zapotillo es un caso típico, es una decisión que se tomó hace años y se trata de justificar, con análisis costo-beneficio, que son una economía trucada, que se puede manipular fácilmente”, añade el economista catalán, de la Universidad Autónoma de Barcelona, presente en Jalisco a invitación del Centro Universitario de Los Altos, de la UdeG.

Agrega: “El costo-beneficio no es solamente el financiero, o lo que se va a invertir para luego vender el metro cúbico de agua; porque hay muchas cosas que no son directamente dinero, se afecta el curso del río, la pesca, tres poblados que serían destruidos […] por eso la Comisión Internacional de Represas, que publicó su informe en el año 2000, textualmente dice: No hay que decidir estas cosas con análisis económicos, de costo-beneficio, sino con la participación de todos los interesados, en un análisis multicriterial o multivalorativo, y hay metodologías para eso, y no se han aplicado”.

- ¿Las empresas presionan para que estas presas se construyan, aunque no sean realmente la solución?

- Siempre va a haber presión, es el negocio de ellos.

- ¿Guadalajara y León necesitan El Zapotillo?

- Se debe primero gestionar la demanda y no más oferta […] respecto a las necesidades y la escasez, exageran, yo no creo que Guadalajara vaya a crecer tanto como dicen para justificar el proyecto; y respecto al gasto por persona, depende de que se pague el precio real y de la cultura ciudadana, porque se puede vivir con 80 litros al día, pero la gente gasta 800 litros como en California, con sus albercas, o mil en Phoenix, Arizona, donde está todo verde, y con una temperatura como de 40 grados…

- Los expertos dicen que si no hay más agua, se detendrá el crecimiento y el desarrollo de Guadalajara

- No, no es así; aquí es ver cómo el agua que cae se capture mejor, de cómo gestionar el acuífero y el lago de Chapala […], con una presa que no es  necesaria tenemos tanta agua, que pondremos una industria de papel, para que se consuma esa agua, habiendo sitios mejores para eso, en términos ambientales […] .

- ¿No le conviene más a Guadalajara gestionar bien Chapala para que sea su fuente de agua permanente?

- Así es […] pero no es el mismo negocio.

Cifras del agua y mitos

- 829,400 Metros cúbicos de agua recibe cada día la zona metropolitana de Guadalajara, volumen que sería suficiente para una población de ocho millones de personas, a un promedio de 100 litros diarios, que es un parámetro internacional de calidad según la OMS y la ONU

- 3 fuentes de agua principales tiene la ciudad: el lago de Chapala, que aporta casi dos tercios del agua que requiere la ciudad; los sistemas de pozos de los valles de Atemajac, Tesistán y Toluquilla, que aportan alrededor de 27% por ciento, y la presa Calderón, del sistema del río Verde, que aporta alrededor de 10%

- 1,400 millones de pesos por año le cuestan a la sociedad de Guadalajara las ineficiencias de su sistema de agua: no recibir agua de óptima calidad obliga a invertir 691 millones de pesos en agua embotellada para beber; las fugas en la red y la mala cobranza significan pérdidas de 109 millones de pesos por agua potabilizada; los desastres que acarrean las lluvias por la existencia de un drenaje mixto y el entubamiento de ríos ascienden a 600 millones de pesos, según datos del investigador Arturo Gleason

- 13,089 millones de pesos es el precio estimado, actual, del proyecto El Zapotillo, incluido el acueducto a la ciudad de León



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]