Tepa está por debajo de la media en delitos: alcalde

Para el alcalde de Tepa, la zona metropolitana y poblados como Arandas y San Miguel han contribuido a engrosar las cifras del ENVIPE.

Guadalajara

Respecto a la escalada que dio Jalisco a las cifras presentadas por Encuesta Nacional de Victimización y Percepción Sobre Inseguridad Pública 2013 (ENVIPE) realizada por el INEGI, donde de ocupar el lugar 10 en 2011, en 2012 se pasó al tercero, el presidente de Tepatitlán, Jorge Eduardo González Arana, aseguró que el municipio que gobierna está por debajo de la media nacional en materia de delitos, aunque reconoció que a finales del año pasado hubo una ola de robos a casa habitación que pudieron haber contribuido a que el Estado haya quedado en la tercera posición a nivel nacional.

González Arana explicó que durante diciembre de 2012 y enero de este año, hubo una ola considerable de robos a casa habitación, sobre todo aquellas que estaban abandonadas o en construcción, pero la policía municipal se dio a la tarea de detener a varias personas durante esos meses, por lo que el número de delitos de ese tipo ha disminuido, además de que muchos de los delincuentes eran trabajadores de las mismas viviendas o allegados a los dueños de las mismas.

"Fuera de eso, les puedo demostrar con cifras que la inseguridad en Tepatitlán ha disminuido, aunque mucha gente diga que sigue igual", señaló el alcalde.

El primer edil agregó que Tepa se encuentra por debajo de la media nacional en delitos, incluso se presentan cifras menores a otros municipios de la región, como Arandas o San Miguel el Alto -asegura- y ni hablar de los que componen la zona metropolitana de Guadalajara, que según González Arana, son los que más contribuyen a que se haya disparado la cifra de hechos ilícitos en 2012.

Otro factor por la encuesta hecha por el INEGI presente números tan altos para Jalisco, de acuerdo con el alcalde, es por la vecindad que se tiene con estados con mayores cifras de violencia y hechos delictuosos, como Michoacán, donde el presidente refiere que muchos crímenes y asesinatos son cometidos en provincias vecinas, pero vienen a "tirar" los cuerpos en tierras jaliscienses, sobre todo en municipios de Los Altos, que colindan con el Bajío, lo que se presta a que los números se inflen para esta zona, finalizó el munícipe.