El Rebalse anhela nuevo desarrollo

Se pagaban licencias en dos municipios, Cihuatlán y Manzanillo, y se vivía bajo el acoso policial de Colima, señala habitante

Guadalajara.-

Esta es la reiterada historia de los compradores de terrenos en El Rebalse hasta hace una semana. “Aquí, cuando empezamos a construir, fuimos a Cihuatlán para ver lo del permiso de construcción; y ahí nos dijeron, miren, estamos en un conflicto, no sabemos si ya se resolvió o no, lo que nosotros vamos a hacer es que les vamos a dar el permiso aquí, ¿pero por qué no visitan Manzanillo para ver qué es lo que les comentan allá?”.

Así, repone don Pascual Silva Jiménez, sacudiendo con la mano el exceso de sudor que atraviesa su rostro, “tuvimos que sacar los dos permisos: el de Manzanillo y el de Cihuatlán; se pagó por los dos y está registrada la propiedad tanto con Colima como con Jalisco, pero ahora ya con esto del acuerdo de los gobernadores, nos dijeron que ya se finiquitó todo esto y que no volverá a suceder”.

Es maestro de profesión, jubilado, y con tanto tiempo libre ayuda a un amigo que compró el predio, dirigiendo a los chalanes que construyen pacientemente bajo el inclemente calor tropical: su conocido quiere tener un pequeño inmueble para su familia y sus amigos, un verdadero privilegio, pegado al mar. La zona está poco activa porque es más famosa por las invasiones policiales y las clausuras que por el dinamismo económico y la diversión. Muy cerca hay un predio donde policías colimenses vigilan en la quietud, a unos metros de la cerca de Grand Bay o Isla de Navidad.

“Me he enterado que con la visita de los dos gobernadores se finiquita todo esto, precisamente, y nos vuelve la tranquilidad, la calma, porque se siente uno inquieto, por la situación que pueda surgir algún enfrentamiento, o una situación negativa para la convivencia”, añade aliviado.

- Además de pagar doble, ¿cómo padecían por los servicios básicos?

- Desde que se urbanizó aquí, los servicios los estuvo proporcionando Cihuatlán, el agua; nosotros fuimos a hacer el convenio para lo de la corriente eléctrica en Cihuatlán; aquí había patrullas de Colima, cuando empezamos a construir vinieron medio agresivos […] yo les dije, ustedes aquí no tienen nada que ver, aquí si vienen de Catastro les damos los informes a ellos, y ya no nos molestaron.

Don Pascual dice que si todo es México, no hay razón para no ponerse de acuerdo.