Intensa actividad en la franja turística de Bahía de Banderas

Una gran cantidad de turistas que se hospedan en Puerto Vallarta prefieren disfrutar de las playas de Bahía de Banderas.
En las horas pico ingresan a Bahía de Banderas más de 500 vehículos cada 60 minutos por la parte norte
En las horas pico ingresan a Bahía de Banderas más de 500 vehículos cada 60 minutos por la parte norte (Guillermo Gómez)

Guadalajara

El mal clima que prevalece en la región si bien afecta algunas actividades recreativas, no interrumpe el intenso movimiento que se registra en la franja turística de la zona de la Bahía de Banderas, lo cual se refleja en el elevado aforo vehicular.

De acuerdo a Martín Sánchez, comandante de la Policía Federal, división Puerto Vallarta, han calculado que en las horas pico ingresan a la ciudad más de 500 vehículos cada 60 minutos por la parte norte, esto es, el puente sobre el río Ameca (divisorio con el estado de Nayarit).

Explicó que en el caso específico de Puerto Vallarta es difícil estimar el aforo vehicular porque muchas personas viven en Vallarta, pero trabajan en Bahía de Banderas, de la misma manera que muchas que viven en Nayarit, trabajan en Jalisco, lo que ocasiona un fuerte movimiento vehicular entre ambos municipios.

No obstante, en estos días de vacaciones, también es cierto que una gran cantidad de turistas que se hospedan en Puerto Vallarta prefieren disfrutar de las playas de Bahía de Banderas, que tienen una plataforma continental más extensa y por ello suelen ser más seguras, sobre todo para los niños.

El oficial de la PF insistió en que los turistas deben atender recomendaciones básicas al transitar por las carreteras nacionales, como revisar sus vehículos, sobre todo las llantas, sistema de frenos, así como también respetar los señalamientos de tránsito, establecer rutas seguras, y todo lo necesario para el viaje.

El clima ha afectado las actividades recreativas en la zona de playa, sobre todo por las mañanas, pues este sábado nuevamente amaneció lluvioso y así continuó hasta cerca del mediodía. Los nublados continúan y eso aleja a algunos bañistas.

Los guardavidas no descansan y ya realizaron otro rescate. En la playa Conchas Chinas observaron a una persona dentro del mar que a gritos pidió ayuda, pues estaba aproximadamente a 70 metros de la orilla. Uno de ellos se lanzó al mar y sujetó al bañista con el tubo de rescate para posteriormente hacerlo llegar a tierra firme con la técnica de arrastre. Se trataba del joven Israel Iñiguez Hernández, un tapatío de 23 años de edad a quien le dio un calambre en la pantorrilla de la pierna derecha y estaba muy cansado. El caso no pasó de un susto.