Investiga Fiscalía muerte por presunta negligencia médica en Lagos

Madre de recién nacida señala que su hija no fue atendida oportunamente por no "tratarse de una urgencia" 

Lagos de Moreno

La Fiscalía General ya investiga la muerte de una recién nacida en Lagos de Moreno, que presuntamente perdió la vida por no ser atendida oportunamente en el Hospital Regional, según la denuncia que interpusieron los familiares de la menor.

Según se dio a conocer, Miriam Díaz, de 19 años de edad y vecina de Lagos de Moreno, notó que el sábado, su hija de apenas 17 días de nacida y que al momento de su muerte no estaba registrada ante las autoridades, comenzó a presentar síntomas de resfriado, por lo que la madre y otros familiares acudieron al Hospital Regional de Lagos de Moreno, ubicado en el cruce de las calles Francisco I. Madero y 16 de Septiembre.

El personal de guardia le dijo a la joven madre que acudiera a un centro de salud, ya que en el nosocomio sólo se atendían urgencias médicas y el padecimiento de la recién nacida no era considerado como tal, por lo que Miriam Díaz acudió al Centro de Salud Delgadillo Araujo, ubicado en la colonia San Miguel, de aquella ciudad alteña, sin embargo el horario de atención de la clínica ya había finalizado y la joven tuvo que regresar a su casa sin que su hija recibiera atención médica.

Al día siguiente, en domingo, la salud de la menor comenzó a empeorar y la mujer decidió acudir de nueva cuenta al área de urgencias del Hospital Regional, donde le dijeron que debía aguardar su turno para que la atendiera un médico.

Según la joven, pasaron varias horas sin que nadie se acercara a ver su hija, limitándose ella a arrullarla en sus brazos, hasta que creyó que estaba dormida y al acercarse un médico a revisar a la menor, se dieron cuenta de que ésta ya no presentaba signos vitales.

El personal médico le dio un certificado de defunción a los familiares donde se asentó que la recién nacida había muerto por causas naturales, sin embargo la madre se inconformó con el actuar de trabajadores públicos y decidió acudir este lunes a la agencia del Ministerio Público de Lagos de Moreno, donde denunció los hechos y ahora el personal del Hospital Regional es investigado por presunta negligencia médica.