Cae la primera queja contra el CURVA… y no la ratifican

La CEDHJ no puede estar presente en todos los puntos del operativo “Salvando Vidas”, pero hará vigilancia aleatoria. 
58 personas retenidas durante operativo Salvando Vidas
58 personas retenidas durante operativo Salvando Vidas (Carlos Zepeda)

Guadalajara

A tres semanas de haber iniciado el operativo “Salvando Vidas”, con la consecuente remisión al Centro Urbano de Retención Vial por Alcoholimetría (CURVA), la Comisión Estatal de Derechos Humanos   de Jalisco (CEDHJ) ha recibido una sola queja por la presunta violación al conductor detenido.


“Ya hubo una sola queja telefónica que al final de cuentas ya está archivada porque no se ratificó. No acudió la persona a ratificar la queja. Es una sola queja y esa queja ha sido archivada porque no hubo interés jurídico de parte del quejoso que por vía telefónica lo hizo. En este momento no hay ninguna queja”, informó el presidente del organismo, Felipe de Jesús Álvarez Cibrián.


El ombudsman invitó a que cualquier persona que estime le estén violando los derechos humanos en este operativo, llame a la CEDHJ y de ser posible se acudirá al lugar de los hechos. Explicó que el personal del organismo no puede estar en todos los operativos.


“En las noches la Comisión tiene un área de Guardia, donde máximo tenemos dos personas, dos abogados. Muchas veces nada más uno. … si ese abogado saliera para andar vigilando operativos, entonces dejaríamos a todas las demás víctimas de violaciones a los derechos humanos en desamparo y desprotección. Necesariamente tienen que estar en la oficina estos visitadores de guardia y lo que se ofrezca, nosotros estaremos al tanto”, ofreció.


Sin embargo, anunció que aleatoriamente, personal de la CEDHJ va a estar presente en los operativos para “vigilar cuál está siendo el actuar de esos servidores públicos o servidoras públicas que tienen la encomienda de ejecutar el programa. Eso sí lo vamos a hacer,  pero no es una presencia permanente de la Comisión”.


Álvarez Cibrián dijo que este operativo quedó establecido en la ley, y a diferencia de las volantas o retenes policiacos está dentro de la legalidad.