Frenan hostigamiento a turistas en el aeropuerto de Puerto Vallarta

Además está en proceso un reordenamiento de los servicios de taxi en la terminal.
La labor de venta de los empleados podía dejar mala imagen entre los visitantes
La labor de venta de los empleados podía dejar mala imagen entre los visitantes (Especial)

Guadalajara

Las autoridades del Aeropuerto Internacional Gustavo Díaz Ordaz de Puerto Vallarta y la Asociación Mexicana de Agencias de Viajes (AMAV) firmaron un convenio de acuerdo al cual se evitará el hostigamiento a los visitantes por parte de personal del módulo de venta de tiempo compartido, lo cual ayudará a dar una mejor imagen al destino.

El director de la terminal aérea, Francisco Villaseñor Reyes, aseguró que con este paso los vendedores de tiempo compartido están de acuerdo a fin de que sea aclarada cualquier queja o incomodidad de parte de los pasajeros internacionales.

“No se puede permitir que un pasajero se vaya disgustado, si ya se va con un mal sabor de boca por algo que pasó en el aeropuerto, de repente toda su estadía en Puerto Vallarta puede estar predispuesta completamente”.

Y lo anterior es algo que ha venido ocurriendo con frecuencia los últimos años, por eso se creó un nuevo esquema de trabajo que ya empezó a dar resultados.

Otro renglón en el que se está trabajando en cuestión de imagen es el desempeño de los taxistas que prestan el servicio en el aeropuerto, con quienes se realiza un proceso de reorganización que abarca nuevas vialidades y la bolsa de taxis que ya están funcionando, y está por terminarse el reordenamiento con los operadores.

“Estamos a muy poco de lograr tener una caseta única para venta de boletos, con un esquema diferente de operación por parte de las empresas establecidas que ofrecen el servicio de traslado de pasajeros del aeropuerto”.

De hecho, indicó que en lo que resta de este año se haga un movimiento de reordenación en la parte de la salida internacional, zona donde se conglomeran los pasajeros, agencias de viajes y transportistas.

“Vamos a reorganizar toda esa zona con la finalidad de que los pasajeros, después de tiempos compartidos, todo esté libre para que él tenga perfectamente claro cuál es la salida general y hacia dónde es la salida específica para los que requieren taxis o que ya tienen precontratado algún servicio de transporte”.

Esta medida se tiene previsto de cara a la temporada de invierno, que para el aeropuerto dará inicio oficialmente el próximo 15 de diciembre y que cuenta con diferentes picos, uno de ellos el fin de semana previo a la Navidad, que registra un mayor número de operaciones, principalmente nacionales.