Xi advierte que China tiene a su ejército preparado

Afirma que pese a que “aman la paz” están listos para repeler agresiones o invasiones.
El mandatario chino.
El mandatario chino. (Damir Sagolj/Reuters)

Pekín

El presidente chino Xi Jinping afirmó que China ama la paz, sin embargo está lista para defenderse de cualquier agresión que atente contra su integridad, soberanía y seguridad, en un discurso por el 90 aniversario del ejército.

“El pueblo chino ama la paz. No buscaremos nunca una agresión o una expansión, pero tenemos confianza en que, si se da el caso, venceremos a los invasores”, advirtió Xi, según reporte de la agencia estatal de noticias Xinhua.

En la ceremonia por la fundación del Ejército de Liberación Popular (PLA), celebrada en el Gran Palacio del Pueblo en Pekín, el mandatario señaló que China nunca comprometerá su soberanía, seguridad o desarrollo intereses.

“No dejaremos que ningún grupo de personas, organización o partido político divida ninguna parte del territorio chino en ningún momento o de ninguna manera”, aseveró el también secretario general del Comité Central del Partido Comunista de China (PCCh) y presidente de la Comisión Militar Central (CPC).

El ejército, añadió, debe firmemente salvaguardar el liderazgo de la CPC y el sistema socialista, proteger la soberanía nacional, la seguridad y los intereses del desarrollo, así como la paz regional y mundial.

El mandatario también instó a su ejército a concentrarse en la “preparación de la guerra para forjar una elite y una fuerza poderosa que siempre esté lista para la lucha, de combate y se asegure de ganar”.

“Hay varios medios y opciones para salvaguardar la paz y la seguridad y evitar la guerra, pero los medios militares deben seguir siendo la garantía final”, indicó Xi.

Estas declaraciones tienen lugar mientras los ejércitos indio y chino mantienen desde más de un mes un tenso cara a cara en una disputada región fronteriza, en una estratégica zona del Himalaya situada al oeste de Bután.

Pekín también mantiene una compleja relación con otros vecinos en el mar de China Meridional, cuya soberanía reclama casi en su totalidad.

El gobierno comunista reivindica también la soberanía sobre Taiwán, gobernada de forma separada desde 1949. Pekín se reserva el derecho de recurrir a la fuerza en el caso de que la isla proclame oficialmente su independencia.