Visita de Rousseff a México buscará fortalecer inversiones

En la primera visita de estado de Rousseff, se debatirán temas para fortalecer las inversiones en el comercio y el turismo entre México y Brasil.
Dilma Rousseff  durante la presentación de la nueva ley
La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, visitará México el 26 y 27 de mayo. (Reuters)

México

El fortalecimiento de las inversiones, la profundización en el comercio y la promoción del turismo serán los temas clave que se debatirán durante la visita a México de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, informó hoy la cancillería mexicana.

En la visita, que se desarrollará los días 26 y 27 de mayo, se pondrá un especial acento en los temas económicos, divididos en tres grandes temas: inversiones, comercio y turismo, explicó la vicecanciller para América Latina y el Caribe, Vanessa Rubio, en un encuentro con la prensa.

Se fortalecerá el marco jurídico bilateral en materia de inversiones para enfatizar su promoción y protección, un tema que la cancillería estima "importante", ya que "México tiene inversiones en Brasil por más de 30 mil millones de dólares", afirmó la subsecretaria.

Los países debatirán cómo profundizar en el comercio "y a través de qué herramienta".

"Hoy en día tenemos un acuerdo de complementación económica que puede profundizarse de manera significativa y abarcar muchas más fracciones arancelarias que las que hoy ocupa", y así continuar trabajando en el libre comercio, propuso Rubio.

Por el lado del turismo y su promoción, la vicecanciller subrayó que será otro tema de interés, debido a que Brasil constituye el segundo destino para México en la región, después de Colombia.

Además, el flujo turístico se ha incrementado con la eliminación de visas, beneficiando especialmente a México, que recibe actualmente 310 mil visitantes brasileños al año.

La cooperación -tanto bilateral como triangular con otros países de la región- en materias como la agronomía, la pesca, la conservación del medioambiente o la agricultura serán objeto de debate en el encuentro.

También el tema energético: "Siendo dos potencias energéticas, no solo en materia de producción de petróleo, sino en sobre todo nuevas energías limpias, va a haber un diálogo interesante", aseguró Rubio.

Rousseff, que llevará a cabo su primera visita de Estado al país, se reunirá con el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, asistirá a un encuentro empresarial y participará en una sesión solemne en el Congreso de la Unión.

Brasil y México tienen un comercio anual que en 2014 cerró en más de 9 mil 200 millones de dólares, recordó Rubio, y suman el 62 % del PIB de América Latina y el Caribe, así como el 55 % de la población y el 56 % del territorio.

Por ello, el diálogo entre las dos principales economías de Latinoamérica, además de reforzar la relación bilateral, promueve más impacto a nivel regional.

Por ejemplo, dijo, una mayor inversión de México en Brasil o viceversa "necesariamente pasa por empresas que generan cadenas productivas de valor en la región", observó la subsecretaria.

Asimismo, "representa mayores posibilidades de acuerdos a nivel de organismos como la Organización de los Estados Americanos (OEA) o foros como la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac)", aseguró Rubio.