• Regístrate
Estás leyendo: Veinte civiles muertos en ataque de rebeldes en el sur de Yemen
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 04:58 Hoy

Veinte civiles muertos en ataque de rebeldes en el sur de Yemen

El ataque de los rebeldes chiitas a un barrio residencial de Adén, puerto en el sur del país árabe, siguió a un día en el que un nuevo atentado anti-chiita del EI en Saná causó 28 muertos.

Publicidad
Publicidad

AFP

Al menos 20 civiles murieron y 41 resultaron heridos este miércoles en un ataque de los rebeldes chiitas contra un barrio residencial de Adén, en el sur de Yemen, según fuentes médicas.

En total, quince cohetes de tipo Katiusha impactaron contra el barrio Al Mansur en Adén, segunda ciudad de Yemen, escenario de violentos combates entre insurgentes y fuerzas progubernamentales, indicó a la AFP un portavoz de estas últimas, Alí al Ahmadi.

Los rebeldes dispararon sus primeros cohetes en una animada calle de Adén antes del inicio del ayuno musulmán del Ramadán, dijo este portavoz. Después, bombardearon el barrio alcanzando a personas que enterraban a las víctimas de los primeros disparos, explicó el portavoz y testigos.

"Muchos de los heridos se hallan en estado grave. Algunos perdieron las piernas", declararon fuentes médicas. El conflicto en Yemen se agravó desde que una coalición dirigida por Arabia Saudita empezó en marzo a atacar por aire a los rebeldes chiitas para impedirles apoderarse de la mayor parte del país.

Nuevo atentado anti-chiita

En otro ataque, el martes, al menos 28 personas murieron, entre ellas ocho mujeres, y 35 resultaron heridas en un nuevo atentado del grupo Estado Islámico (EI) contra integrantes de la comunidad chiita de Yemen, a la que consideran impía.

Paralelamente, los rebeldes hutíes chiitas liberaron a unos 1,200 detenidos de una prisión en el suroeste que controlaban, cuando las fuerzas progubernamentales lanzaron un ataque para recuperarla, anunciaron jefes de las fuerzas leales.

El atentado perpetrado con un coche bomba apuntó a la casa de los hermanos Fayçal y Hamid Jayache, miembros de la rebelión chiita, donde se celebraba una ceremonia de duelo. La explosión dañó varios vehículos y edificios de los alrededores.

El atentado estuvo dirigido contra "uno de los nidos de chiitas de Saná", la capital de Yemen en manos de los rebeldes hutíes, afirmó un comunicado del grupo Estado Islámico. La organización extremista sunita multiplicó los ataques en varios países de la península arábiga contra la comunidad chiita, sobre todo desde el inicio del ramadán el 17 de junio pasado.

El viernes pasado, un atentado cometido por un kamikaze saudí causó 26 muertos y 227 heridos en una mezquita chiita de Kuwait. Se trató del primer atentado reivindicado por EI en Kuwait.

El Estado Islámico asumió también la responsabilidad de dos atentados contra mezquitas chiitas en el este de Arabia Saudí el 22 y 29 de mayo pasados, que habían causado la muerte a 21 y 4 personas respectivamente.

En un atentado precedente del EI en Saná habían muerto 31 chiitas y el 21 de mayo pasado en un ataque contra una mezquita de la capital murieron dos chiitas. El grupo Estado Islámico que disemina el terror en varios países árabes, sobre todo en Irak y Siria, realizó sus primeros atentados en Yemen.

En los ataques contra varias mezquitas murieron 142 personas. La organización yihadista llevó a cabo de esa forma las amenazas que había proferido contra la comunidad chiita de Yemen, que hasta ese momento había sido blanco de un grupo rival, Al Qaeda en la Península Arabiga (AQPA), que había reivindicado atentados de menor envergadura contra los hutíes.

Yemen está inmerso en una guerra civil entre los rebeldes hutíes, que desde 2014 controlan Saná y varias regiones del país, y fuerzas leales al presidente Abd Rabbo Mansour Hadi que huyó hacia Arabia Saudí. En marzo del 2015, Arabia Saudí organizó una coalición de países árabes para impedir a través de bombardeos aéreos que los hutíes controlen todo el país.

El avance de los rebeldes es resistido por una coalición de combatientes reunidos en los Comités de Resistencia Popular, sobre todo en el sur de Yemen. En Adén, la gran ciudad portuaria del sur, los combates causaron en las últimas 48 horas la muerte de trece personas, entre ellas una mujer embarazada y dos niños, y dejaron 216 heridos, indicaron fuente médicas.

Por su parte, los rebeldes chiitas dispararon un misil Scud contra la base militar saudí de Al Salil, en la región de Riad. Arabia Saudí no confirmó ese disparo, pero dio cuenta de un soldado saudí muerto el lunes en la frontera, víctima de disparos hutíes.

El Estado Islámico está "suplantando en Yemen a AQPA, relegado a una fuerza entre otras del campo sunita y tribal del sur de Yemen", señaló Matihieu Guidère, experto del mundo musulmán de la universidad de Toulouse (Francia).

El objetivo de EI "es extenderse hacia la península arábiga y desestabilizar el reino saudí, vecino de Yemen", señaló por su parte Jean-Pierre Filiu, especialista del yihadismo del instituto de Ciencias Políticas de París.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.