Nombran nuevo presidente del Banco Vaticano

Vaticano presenta nuevas reformas en sus órganos financieros y nombra nuevo representante. 
Jean- Baptisse de Franssu nuevo presidente del Banco Vaticano
Jean- Baptisse de Franssu nuevo presidente del Banco Vaticano (AP)

Ciudad del Vaticano

El día de hoy el empresario Francés Jean- Baptisse de Franssu  fue nombrado presidente del Instituto para la Obras de Religión (IOR), mejor conocido como Banco Vaticano.

Acompañado por el presidente saliente, el alemán Ernst von Freyberg , el prefecto de la Secretaría de Economía el australiano George Pell, el vecicoordinador del Consejo para la economía Joseph Zahra y el portavoz del vaticano Federico Lombardi, se presentó a de Franssu.

 

No obstante, la salida de Freyberg no será inmediata sino que acompañará a su sucesor en un proceso de transición con el fin de "garantizar el adecuado traspaso de poderes".

Esta segunda fase de reformas en el ámbito económico y financiero de la Santa Sede no sólo comprende cambios sustanciales en el banco vaticano sino que afecta a sus fondos de pensiones, a la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA) e incluso a sus medios de comunicación.

En lo últimos días se había especulado  sobre las razones de la dimisión de Freyberg, a lo cual  respondió que la labor de presidir el IOR requiere “tiempo completo” algo de lo que él carece, según señaló.

 

El IOR, según Pell, se encuentra en una fase de "transición pacífica", después del estallido de una serie de escándalos financieros y la ejecución de un plan de reformas en 2013 cuya primera fase concluyó ayer y cuya continuidad se emprende hoy.

Pell mencionó que las reformas sustanciales en el vaticano contemplaran reforzar el modelo de negocio  que estará dirigido a servir a la Iglesia Católica como un banco de depósitos, en vez de ejercer como entidad de inversión.


En los próximos dos años se agruparán las inversiones de diferentes organismos del Vaticano en otro ente diferenciado, que recibirá el nombre de Vatican Asset Management (VAM) y que liberará al IOR de gestionar bienes patrimoniales, evitando duplicidades.

Por último, el IOR se concentrará en la auditoría financiera y en ofrecer servicios únicamente al clero, las congregaciones, las diócesis y los trabajadores de la Santa Sede.

Tres nuevos miembros laicos pasarán a formar parte del Consejo de Superintendencia -el cuerpo directivo- el alemán Clemens Boersig, el británico Michael Hintze y la única mujer, la estadounidense Mary Ann Glendon, además del presidente De Franssu.

Por otro lado, la APSA pasará a englobar la Secretaría Económica, "un paso importante" para que pueda controlar el ámbito económico y la vigilancia de los bienes muebles de la Santa Sede.

El Vaticano también anunció la creación de un comité técnico para estudiar la situación del Fondo de Pensiones que trasladará sugerencias al Consejo para la Economía durante este año.


Por último, el Vaticano también presentó un comité que propondrá una reforma en la galaxia de medios de comunicación pertenecientes a la Santa Sede, como el rotativo "L'Osservatore Romano", la Radio Vaticana o los diferentes perfiles oficiales en la red social Twitter, entre otros.

Este comité estará formado por seis expertos internacionales, entre ellos la hispano-mexicana Leticia Soberón, y cinco trabajadores del Vaticano del ámbito de la comunicación