Se suicida tras matar a su hija y seis nietos en EU

Las edades de los niños asesinados por el sospechoso iban de los tres meses a los 10 años; se espera que se avive el debate sobre la tenencia de armas.

Miami

Un hombre abrió fuego y mató a su hija y seis nietos, antes de suicidarse, en una vivienda en un pequeño pueblo del estado norteamericano de Florida, informó la noche del jueves el sheriff del condado de Gilchrist, Robert Schultz.

El sospechoso, identificado como Don Charles Spirit, de 51 años, llamó al teléfono de emergencia para avisar de un tiroteo, pero cuando las autoridades llegaron a la casa en el pueblo de Bell, ya se había suicidado luego de matar a las demás personas, indicó Schultz en rueda de prensa.

Las edades de los niños iban de los tres meses a los diez años. Sus identidades no han sido divulgadas. En la llamada, alrededor de las 16:00 hora local (20:00 hora GMT), el hombre dijo que planeaba hacer daño a otras personas y a sí mismo, según las autoridades.

"Nunca había visto algo como esto. Este condado, esta comunidad va a quedar devastada. Es un pequeño condado, todos somos familia acá", dijo el sheriff de la zona ubicada en el norte de Florida.

"El sospechoso tiene un historial criminal", dijo Schultz en la breve rueda de prensa, en la que no ofreció mayores detalles, como las armas usadas por Spirit, alegando que la investigación continúa en Bell, de unos 350 habitantes.

"Estamos pidiendo a la gente que ore por esta comunidad y por las personas involucradas", dijo Schultz. "Hay cosas en la vida que se pueden explicar, y otras que no. Esta es una de las que no se pueden explicar", agregó, visiblemente apesadumbrado.

El episodio de seguro revivirá el apasionado debate sobre la tenencia de armas en Estados Unidos, donde once mil personas fueron asesinadas con armas en 2011, según cifras del FBI. Los tiroteos en las escuelas son especialmente comunes y suelen conmocionar al país.

Los activistas a favor del control de armas enfrentan a un poderoso lobby que se opone a cualquier restricción de la segunda enmienda de la Constitución estadunidense, que protege el derecho a portar armas.